Alternativas para conseguir rentabilidad en el entorno actual

Seis fondos de deuda que brillan con dosis de riesgo

Seis fondos de deuda que brillan con dosis de riesgo

1 M&G Corporate Bond. Este fondo invierte en valores de renta fija a tipo fijo y variable denominados en libras esterlinas, incluyendo bonos de empresa y obligaciones, con el objetivo de lograr un rendimiento de la inversión superior al que podría obtenerse en valores de deuda pública del Reino Unido con vencimientos similares. Sin embargo, el fondo puede tener en cartera valores emitidos por el Tesoro británico cuando así se considere apropiado. La rentabilidad conseguida durante los últimos años es sobresaliente: 12,64% de rendimiento anualizado durante los últimos cinco años. La firma de análisis de fondos Morningstar le ha concedido su máxima distinción al considerar que reúne un equipo de gestión, una metodología y unos resultados excelentes.

2 BlackRock Global Funds - Euro Bond. Este fondo busca maximizar la rentabilidad total, invirtiendo, al menos, el 80% de su patrimonio neto total en bonos de emisores muy solvente, principalmente en euros. La exposición al riesgo de cambio se gestiona de forma flexible. El fondo, conocido como BGF Euro Bond, ha conseguido una rentabilidad media anual del 9,27% durante los últimos tres años. Su gestor, Michael Krautzberger, es considerado como uno de los gurús de la renta fija en Europa. Entre sus apuestas actuales tiene bonos portugueses e irlandeses, así como futuros sobre letras emitidas por el Tesoro británico. En lo que va de año el fondo se ha revalorizado un 4,1%.

3 Sayles Multisector Income Fund. Este producto es para aquellos inversores que, aunque conservadores, puedan asumir un cierto nivel de riesgo. El objetivo de inversión es alto retorno de la inversión total a través de una combinación de ingresos corrientes y la revalorización del capital. El fondo invierte al menos el 51% de sus activos totales en bonos y otros valores relacionados con la renta fija. Su rentabilidad media anual en los últimos cinco años ha sido 10,86%. Su principal característica es que tiene una gran flexibilidad a la hora de seleccionar activos: desde deuda corporativa a emisiones de países emergentes. Actualmente tiene posiciones en letras de Estados Unidos y bonos de México y Nueva Zelanda. En lo que va de año, este fondo gestionado por Natixis ha logrado rentar un 12,3%.

4 Templeton Global Bond. Al igual que el anterior fondo, este producto tiene un amplísimo universo de inversión: renta fija y emisiones de Gobiernos y empresas de todo el mundo. Aún tratándose de deuda, las apuestas de sus gestores son en ocasiones osadas, como su fuerte exposición a bonos de Ucrania, a pesar de la escalada bélica en el país. Su estrategia intrépida le ha permitido promediar una rentabilidad media anual del 9,44% durante la última década, aunque ha habido ejercicios, como 2013, en que cerró con ligeras pérdidas. Actualmente, sus principales posiciones en cartera son bonos de Irlanda (con más de un 5% de exposición total), México, Polonia y Hungría. En lo que va de ejercicio este producto ha rentado casi tanto como en todo 2014: un 12,8%, frente al 15,2% del año anterior. Su gestor, Michael Hasenstab considera que una de las claves de este año será “salir airosos de lo que creemos será un entorno de subidas de tipos”, según explicaba recientemente en unas conferencias de la gestora. Este experto, famoso por permanecer en deuda ucraniana cuando el resto salía en desbandada, busca activamente oportunidades que permitan generar retornos atractivos sin asumir un riesgo de tipos de interés indebido. También está buscando valor en los mercados de divisas y renta fija de determinados países de mercados emergentes

5 Robeco High Yield Bonds. Este fondo invierte en bonos corporativos emitidos por empresas que no tienen la máxima calificación crediticia, por lo que ofrecen mayores riesgos y mayores rendimientos. La fortaleza del fondo radica en la activa reducción de este riesgo al agrupar 100 títulos diferentes y repartir las inversiones entre sectores y diferentes tipologías de empresas. En los últimos cinco años ha conseguido una rentabilidad media anual del 8,49% y todos los años consigue mejores rendimientos que su índice de referencia. En cartera tiene bonos de HCA (un grupo hospitalario de EE UU, con 163 centros), deuda de General Motors, y de la empresa irlandesa de cartones Smurfit Kappa.

6 Invesco Euro Corporate Bond. Este producto está enfocado en emisiones de deuda de grandes empresas europeas, como Novartis o Unicredit, aunque también toma posiciones en bonos soberanos. En los últimos cinco años ha logrado una rentabilidad media anual del 7,03%. En los últimos tres ejercicios ha logrado rendimientos claramente por encima de su índice de referencia y, en lo que va de 2015, ha rentado ya un 2,5%.

Normas