El fundador de Inditex ha recibido 3.924 millones en dividendos desde 2010

Ortega: dividendos = ladrillo

Ortega recibirá este año en dividendos 960,9 millones

Sandra Ortega, hija de Amancio Ortega y Rosalía Mera, recibirá 82 millones

Inditex subió el viernes en Bolsa un 2% alcanzando un valor de mercado de 94.154 millones

Ortega: dividendos = ladrillo Ampliar foto

Entre diciembre y enero de cada año Amancio Ortega sacude el sector inmobiliario. El fundador de Inditex lleva a cabo por esas fechas adquisiciones de inmuebles emblemáticos, principalmente en Londres y en Madrid. La última vez, el pasado mes de enero, cuando firmó la adquisición de Gran Vía 32, en la capital española, el edificio que albergará la mayor tienda de la compañía de moda Primark en España, por unos 400 millones. Los dividendos multimillonarios que año tras año recibe el primer accionista del líder mundial de la moda por su participación en Inditex se traducen en compras extraordinarias de edificios representativos.

Entre 2010 y 2014 Ortega ha percibido en total 3.924 millones de euros en dividendos de Inditex. La multinacional española ha ido incrementando en el último lustro sustancialmente el dividendo que reparte entre sus accionistas, desde los 0,32 céntimos de 2010 hasta los 0,52 céntimos aprobados recientemente a cargo del ejercicio 2014. La tremenda liquidez en la que se traduce esa entrega de dinero en forma de dividendo para Ortega permite a este imponerse en las pujas por los edificios al poner sobre la mesa la cantidad requerida sin necesidad de acudir a créditos o pagos aplazados.

Amancio Ortega posee el 59,2% de Inditex a través de las sociedades Gartler (con el 50,01%, 1.558,6 millones de acciones), y Partler 2006 (9,28%, 289,3 millones de acciones). Las dos sociedades están controladas por Pontegadea Inversiones, y a su vez esta sociedad es propietaria de Pontegadea Inmobiliaria, a través de la cual Ortega realiza sus inversiones en el sector inmobiliario. A cargo del ejercicio 2014 el primer accionista de Inditex recibirá por sus 1.847,9 millones de títulos 960,9 millones de euros en dividendos.

Sólo tres personas controlan la administración de las sociedades a través de las cuales Ortega recibe los dividendos de Inditex y gestiona su fortuna inmobiliaria. El empresario gallego es su presidente; su esposa Flora Pérez Marcote es vicepresidenta de Pontegadea Inmobiliaria y Pontegadea Inversiones; y José Arnau Sierra, vicepresidente de Inditex, figura como secretario de Pontegadea Inmobiliaria y Pontegadea Inversiones.

En 2013, último ejercicio presentado en el Registro Mercantil, la sociedad inmobiliaria de Ortega ganó 93,3 millones de euros (70,5 millones de beneficio en 2012); el valor de los activos con los que contaba en 2013 Pontegadea Inmobiliaria ascendía a 4.519,5 millones; la sociedad contaba con un patrimonio neto de 739,4 millones; la deuda con entidades de créd4ito a 31 de diciembre de 2013 era de 325,1 millones, 73,8 millones menos que en 2012.

Las cuentas de Pontegadea Inmobiliaria no detallan los inmuebles que posee la sociedad, ni siquiera donde se encuentran. Las informaciones de las adquisiciones de la empresa de Ortega se producen por comunicaciones de la empresa vendedora, consultoras inmobiliarias que participan en la operación, o por datos extraidos de registros por medios de comunicación. De acuerdo a las cuentas de 2013 los edificios de la compañía ocupan una superficie de 368.724 metros cuadrados.

La sociedad inmobiliaria del dueño de Inditex adquiere inmuebles representativos ocupados por inquilinos, normalmente multinacionales, que aseguran año tras año el pago de rentas. “A 31 de diciembre de 2013 la sociedad tiene todas las inversiones inmobiliarias disponibles para su arrendamiento o arrendadas a terceros en régimen de arrendamiento operativo”, dice la empresa en sus últimas cuentas publicadas.

En 2007 Ortega llevó a cabo la primera adquisición relevante inmobiliaria en la última década, la compra de diez edificios de Santander situados en varias provincias españolas. En sus últimas cuentas Pontegadea Inmobiliaria indica que ese año firmó “con un mismo inquilino contratos de arrendamiento operativo en determinados inmuebles situados en España con un coste de adquisición de 386,89 millones de euros”, con un plazo de “obligado cumplimiento de entre 12 y 15 años prorrogable” y que otorgan al arrendatario “una opción de compra”.

La mayor adquisición de un solo inmueble realizada por Ortega fue la compra en 2013 de Devonshire House, en Londres, por 447 millones de euros. Tras esa operación se sitúan las adquisiciones de Gran Vía 32, Torre Picasso (en 2011, por 400 millones); y la sede de Rio Tinto (a finales de 2014, por 338 millones).

Sandra Ortega recibirá 81,8 millones

Rosp Corunna, el segundo mayor accionista de Inditex después de Ortega, la sociedad administrada por Sandra Ortega, hija de Amancio Ortega y Rosalía Mera, fallecida en 2013, recibirá por los dividendos entregados este año por el grupo de moda 81,8 millones de euros.

Rosp Corunna posee 157,4 millones de acciones de Inditex, el 5,05% del grupo. Además Sandra Ortega controla el 5% de la biotecnológica Zeltia y posee activos inmobiliarios situados en Estados Unidos, entre otros.

Una fortuna que vale tanto como Telefónica

Inditex superó el viernes en Bolsa los 30 euros por acción, tras subir un 2,08% y cerrar a 30,2 euros. El valor de mercado de la multinacional española es hoy de 94.154 millones de euros, pujando con Santander por ser la compañía española por liderar el parqué. La entidad presidida por Ana Botín se disparó el viernes un 4,83% cerrando a 6,8 euros por acción, alcanzando un valor de mercado de 95.612 millones de euros.

Las acciones del grupo de moda se encuentran en máximos históricos (en términos ajustados, en 2014 el grupo aprobó un split de cinco acciones nuevas por cada una antigua, cuando cada título de Inditex se cotizaba por más de 100 euros).

El valor de la participación de Amancio Ortega en Inditex asciende hoy a 55.806,5 millones de euros. A su fortuna habría que añadir los 960,9 millones de euros que recibirá este año por dividendos, y el valor de los activos de Pontegadea Inmobiliaria (a finales de 2013), 4.519,5 millones. Con lo que, en base a estas valoraciones, la fortuna actual del fundador de Inditex asciende a 61.286,9 millones de euros, casi tanto como lo que vale Telefónica en Bolsa (el viernes la compañía presidida por César Alierta cerró con un valor de mercado de 62.662,7 millones de euros).

En 2014 Inditex registró unos ingresos de 18.177 millones de euros, un 8% más, y un beneficio de 2.501 millones, un 5% más. El resultado operativo, ebitda, creció un 5% hasta los 4.103 millones de euros. La compañía emplea en el mundo a 137.054 personas, 42.000 de ellas en España, y está presente en 88 mercados con 6.683 tiendas. En 2014 el grupo invirtió 1.397 millones de euros en modernización y compra de establecimientos así como en mejoras tecnológicas.

Normas