En la zona abundan aves rapaces, jabalíes, ciervos ycorzos
Lagunas de Nella.
Lagunas de Nella.

Burgos, desconocido y sorprendente

Quintanar de la Sierra

Es un territorio poco conocido, sin duda sorprendente, cuajado de bosques de robles, hayas y pinos y salpicado de pequeños pueblos con enormes atractivos. Por su proximidad con la cordillera cantábrica, la sierra de la Demanda, en el sudeste de la provincia de Burgos, disfruta de índices altos de pluviosidad, en contraste conl as tierras más secas del páramo burgalés y los valles de los ríos Duero y Ebro. Limita al norte con la comarcade La Bureba; al noroeste, con Burgoscapital; al sur, con la Tierra de Pinaresy Soria, y al este, con La Rioja. Su orografíaestá marcada por ríos de aguasbravas (Arlanza, Arlanzón, Tirón o Urbión,entre otros) que, afortunadamente,no han sufrido grandes problemasde contaminación, con toda seguridaddebido a la escasa población de la zona,que apenas llega a 10.000 habitantes,y a su baja industrialización.

La lluvia influye también en la vegetación,en ocasiones exuberante. Enlos valles encontramos fértiles camposde cultivo; en las zonas bajas abundanencinas y robles, también hay áreas deintensa repoblación forestal, sobre todopinos, y en la parte alta aparecen arbustosresistentes a las bajas temperaturas(piornos, enebros o brecinas). En parajes umbríos, a 1.400-1.600 metros, se encuentran algunos de los hayedos más meridionales de Europa; también cuenta en el suroestecon uno de los sabinares más extensos y mejor conservados del continente, el del Arlanza.

Fue un importante centro de trashumancia y hoy abundan los jabalíes, ciervos,corzos y zorros.Debido a la presenciade grandes rapaces(halcón peregrino,azor, águila real,halcón abejero, búho real, buitre leonado...),relativamente fáciles de observar,diversas partes de su territoriohan sido declaradas zona de especialprotección para las aves (ZEPA).

La última glaciación dejó hace10.000 años en esta sierra varias lagunasglaciares: la de Ahedillo, Pozo Negroy el impresionante conjunto de laslagunas de Neila, que forman parte deun parque natural protegido.

Un paraíso para excursionistas y amantes de la montaña. Se accede por una carretera de alta montaña desde las localidades de Neila o Quintanar de la Sierra. Delos desagües de estas lagunas se precipitan ascadas que en invierno se hielan y ofrecen una espectacular imagen.Pero además de su impresionante y variada riqueza natural, en la sierra dela Demanda se encuentra Atapuerca,uno de los yacimientos más importantes para conocer la evolución humana,declarado Patrimonio de la Humanidad en el año 2000. Y podemosretroceder muchosmillones de añosen el tiempo, hasta laépoca de los dinosaurios,cuyos vestigioshan aflorado conprofusión en estastierras.

De la etapa alto medieval ha quedado un testimonio llamativo, las tumbas antropomorfas excavadas en piedra,como la de Cuyacabras, la más grande de Europa, con 16 nichos y 166 tumbas,arropada por una gran masa forestal de pinos y robles que rodea la población de Quintanar de la Sierra. Se trata de la mayor concentración de España en este tipo de sepulturas que pertenecieron a pequeñas comunidades rurales, fundamentalmente ganaderas,que habitaron esta zona durante el apogeo repoblador cristiano.

Castilla y León, un paraíso micológico

Burgos, desconocido y sorprendente

El turismo micológico está experimentando un fuerte impulso en la zona, aprovechando que en las extensas masas boscosas nacen cientos de especies de setas. Amanita cesárea, níscalo, champiñón silvestre, seta de cardo, de caballero, de pie azul, Boletus edulis, senderilla...

La relación de setas que se dan en esta comarca es amplia. Los aficionados saben bien que la sierra de la Demanda es una zona óptima para recogerlas.

La recolección de estos frutos del bosque es, además, un complemento en bastantes rentas familiares. La diversidad de hábitats (bosques, páramos, valles...) se hace notar en esa variedad de especies micológicas. 

La alta pluviosidad del territorio, junto a la antigüedad de muchas zonas boscosas, propicia que cada temporada acudan a la comarca miles de aficionados  atraídos por el mágico mundo de las setas. El recurso micológico genera en la Comunidad de Castilla y León 65 millones de euros al año, de los que el 40% procede del micoturismo; otro 40%, de las empresas de comercialización, y el 20% restante son rentas directas de la compraventa a los recolectores.


Restaurantes y hoteles se suman cada año a las jornadas micológicas que
se celebran en primavera y en otoño en varias localidades de la sierra de la Demanda y que cada vez atraen a un mayor número de aficionados para participar en charlas, exposiciones y degustaciones. Las jornadas con mayor arraigo  se celebran en Pradoluengo, Arlanzón y Salas de los Infantes

Normas