Llega a 2,5 millones de usuarios de pago de la mano de la teleco
Actuación de Beyoncé.
Actuación de Beyoncé. Reuters

Telefónica tira de la histórica Napster

La histórica Napster, una de las pioneras en el mundo de la música online, parece querer reverdecer viejos laureles junto con su compañía matriz Rhapsody International. Así, la firma ha anunciado que cerró el ejercicio de 2014 con más de 2,5 millones de clientes de pago en todo el mundo, un 60% más que a la conclusión del año anterior.

En este crecimiento, Rhapsody International explicó que buena parte de este crecimiento ha venido de la mano de Telefónica, uno de sus socios principales. Así, ambos grupos han establecido en los últimos tiempos distintas alianzas en grandes mercados como Alemania, de la mano de O2 y E-Plus (adquirida en octubre de 2014); Brasil, a través de si filial Vivo; y otros países de Latinoamérica como Argentina, Colombia, Chile, Perú y México, a través de Movistar.

En este sentido, la compañía de música en streaming recordó que en 2014, entre otras iniciativas, Telefónica y Napster lanzaron una gran campaña de promoción en el mercado de Chile. Asimismo, en septiembre pasado, la empresa anunció que había superado los 250.000 clientes de pago en Brasil gracias al acuerdo con Vivo Music.

Telefónica y Rhapsody se convirtieron en socios en octubre del año 2013. Ambas empresas establecieron una alianza estratégica en el negocio de la música en streaming, que incluyó la toma de una participación en el capital de Rhapsody International por parte de la operadora española. No obstante, el grupo no precisó el tamaño de la participación ni la cuantía de la inversión.

Bajo el acuerdo, además, Telefónica anunció que comercializaría los servicios musicales de Napster entre sus clientes en los distintos países latinoamericanos. Además, su filial Terra sustituyó el servicio musical Sonora por Napster. De esta forma, los clientes de Telefónica que tenían contratado este servicio pasaron a acceder al catálogo de títulos de Napster.

En la misma línea, Rhapsody International ha establecido en los últimos meses alianzas con otras operadoras de telecomunicaciones como Vodafone, la francesa SFR o la italiana Wind, para lanzar nuevos servicios de música en streaming. Además, llegó a un acuerdo con T-Mobile para lanzar el servicio de radio online unRadio en el mercado estadounidense.

De igual forma, Rhapsody cerró un acuerdo con Audi para integrar los servicios de Napster en distintos modelos del fabricante de automóviles de la compañía germana.

Lo cierto es que Rhapsody y Napster han encontrado en el smartphone y otros dispositivos móviles una vía para volver al crecimiento. La compañía explicó que la mayoría de sus clientes utiliza la aplicación móvil para escuchar música. “De hecho, el 88% de los suscriptores escuchan algún tipo de música a través de sus teléfonos móviles”, dijo Ethan Rudin, director financiero de Rhapsody International.

El directivo precisó que el 70% de los clientes de Rhapsody y Napster escuchan exclusivamente música a través del teléfono móvil, 19 puntos porcentuales más que hace un año.

El ejecutivo destacó que la empresa planea establecer nuevas alianzas con operadores de telefonía móvil, fabricantes de automóviles y empresas de dispositivos móviles electrónicos.

La empresa va a insistir en la mejora de los resultados. Según el informe anual de RealNetworks, principal accionista con un 45% del capital, Rhapsody International registró unas pérdidas de 9,9 millones de dólares (unos 8,7 millones de euros) en 2014, por debajo de los números rojos de 13,9 millones registrados en el ejercicio anterior. De hecho, en el cuarto trimestre de 2014, las pérdidas rondaron los 131.000 dólares.

Rudin defendió que 2014 fue un año de ruptura, pero 2015 será un ejercicio en el que se mostrará la influencia del streaming en el conjunto de la industria musical.

Competencia con grupos como Spotify y Deezer

Con sus 2,5 millones de usuarios de pago, Rapshody International quiere reforzar la competencia como compañías de este sector como la sueca Spotify y la francesa Deezer.

En la actualidad, Spotify cuenta con cerca de 15 millones de clientes de pago y un total de 60 millones de usuarios activos. La empresa, que ofrece sus servicios en 59 mercados de todo el mundo, señaló recientemente que ha proporcionado ya cerca de 2.000 millones de dólares (unos 1.750 millones de euros) a los propietarios de derechos musicales. En este sentido, Spotify asegura que es ya la segunda mayor fuente de ingresos en música digital para discográficas en Europa. La empresa indica que ofrece a los usuarios acceso bajo demanda a más de 30 millones de canciones.

Deezer, a su vez, tiene actualmente cerca de seis millones de suscriptores en sus servicios de pago, con un catálogo de 35 millones de títulos.

Pandora, el mayor servicio de radio online, tiene en la actualidad más de 80 millones de oyentes, si bien la mayoría usan el servicio gratuito, respaldado por la publicidad.

En el sector de la música no se descarta la entrada en este negocio de gigantes tecnológicos como Amazon, Apple o Google, lo que provocaría una mayor competencia con las empresas más pequeñas.

El peso de la música online es cada vez mayor. Así, el streaming absorbió cerca del 27% de las ventas de música durante el primer trimestre de 2014, por encima del 15% registrado en el mismo periodo de 2012, según las estimaciones de la patronal RIAA.

Normas