La 'app' de transporte público capta 50 millones en su tercera ronda de financiación

Nokia, BMW y Bernard Arnault entran en el accionariado de Moovit

Nir Erez, consejero delegado de Moovit, y Álex Torres, responsable de producto y marketing.
Nir Erez, consejero delegado de Moovit, y Álex Torres, responsable de producto y marketing.

Tres gigantes empresariales –Nokia, BMW y la francesa Bernard Arnault Group– se han unido al accionariado de Moovit, la start-up israelí que pretende revolucionar e impulsar el uso del transporte público en las ciudades a través de su aplicación móvil. La app en cuestión cuenta actualmente con más de 15 millones de usuarios en todo el mundo (un millón en España). Un logro que ha alcanzado en un tiempo récord, pues la compañía, fundada en 2012 por Nir Erez, Roy Bick y Yaron Evron, inició su expansión internacional en diciembre de 2013.

Moovit anunciará hoy el cierre de una ronda de inversión dotada con 50 millones de dólares (42,5 millones de euros), liderada por Nokia Growth Partners. La lista de inversores se completa con BMW i Ventures, Keolis, Bernard Arnault Group y Vaizra Investments. También han acudido BRM Capital, Gemini Partners y Sequoia Capital, inversores que ya habían contribuido en rondas previas. Moovit había captado 3,5 millones de dólares y 28 millones en dos rondas anteriores.

Con esta inyección de capital, la compañía planea consolidar su presencia en los países donde ya opera (EEUU, Alemania, Reino Unido y España, entre otros) y llevar a cabo una fuerte expansión internacional. “Nos enfocaremos principalmente en Asia Pacífico, tras haber desembarcado en Indonesia”, cuenta a CincoDías Álex Torres, vicepresidente de Marketing de Moovit en una entrevista telefónica. “Estamos encantados de contar con estos importantes inversores, que jugarán un papel estratégico en nuestros planes de expansión internacional”, añade Nir Erez, consejero delegado de Moovit.

La compañía presume de eliminar los inconvenientes del transporte público en cualquier ciudad, porque ofrece toda la información que el viajero necesita en cada momento: horarios, incidencias, rutas alternativas, mapas, recorridos... “Esto es posible gracias a que nuestra aplicación utiliza la inteligencia colectiva de todos sus usuarios, que aportan información en tiempo real para que la app ofrezca siempre el mejor trayecto, actualizando los tiempos de llegada continuamente”. Moovit permite también suscribirse a las alertas de las líneas más utilizadas por cada persona, de forma que siempre estén informados y puedan ahorrar tiempo y prevenir inconvenientes. La aplicación se apoya en información de organismos públicos y privados de las diferentes ciudades.

Democratizar el transporte

Torres, que presume de que Moovit ha logrado estar en 500 ciudades en poco más de un año mientras Google Maps llegó a 850 ciudades en ocho años, cuenta que parte de los 50 millones se destinará a la mejora del producto. “Escalar un producto con las comunidades locales es una receta de éxito”, dice el directivo, que apunta que Moovit “está definiendo un nuevo estándar para el acceso en tiempo real a la información sobre transporte público gracias al uso del smartphone y la colaboración de una comunidad de usuarios hiperconectada”.

“Hemos creído desde el principio en la misión de Moovit a la hora de democratizar el transporte público a nivel local, y nos sigue sorprendiendo la pasión de su comunidad y lo rápido que está transformando la forma en que las personas viajan en más de 500 ciudades”, asegura Alfred Lin, socio de Sequoia.

Torres cuenta que la prioridad de Moovit no es monetizar la aplicación, sino mejorar el servicio al usuario, “pero ello no quiere decir que no estemos haciendo pruebas de cómo lograr ingresos con la solución”. El directivo explica que han cerrado una alianza en EEUU con Lift, un servicio similar a Uber, para dar la opción a los clientes de Moovit de pedir un coche de Lift a través de la aplicación. “Nuestra visión a cinco años es que cualquier usuario pueda tener acceso a cualquier transporte público o privado a través de Moovit”, continúa Torres.

Con los nuevos accionistas “conseguimos ir cerrando el ecosistema, pues nos aportarán su conocimiento y su posicionamiento en el negocio de mapas (Nokia), en servicios de coches (BMW) y en ferrocarril, donde está Bernard Arnault con SNCF”.

Un español al frente de la expansión internacional

Moovit planea reforzar su equipo en todas las zonas en las que opera la compañía –actualmente son 60 personas– y asegura que “incorporará “a los mejores profesionales en cada una de las áreas”. La empresa, que fichó recientemente como director financiero a un ex IBM, ha incorporado también a la compañía al español Álex Torres, el ex director de Comunidades para Google Mapas, quien se encargará de llevar la dirección de marketing y de producto a nivel mundial. Torres, que trabajó en Google con Marissa Mayer y Bernardo Hernández, consejera delegada de Yahoo y director de Flickr, respectivamente. Torres, que lleva la dirección desde la sede de la compañía recientemente inaugurada en San Francisco, asegura que de momento no planean la salida a Bolsa de la compañía ni una cuarta ronda de financiación.

Los directivos de Moovit coinciden con Bernhard Blaettel, presidente de BMW i Ventures, en que “mejorar la movilidad urbana es uno de los retos más fascinantes y complejos al que se enfrenta nuestra sociedad. Por ello estamos muy contentos de ayudarles en esta misión”, señala. Con este propósito de fondo, Torres reclama un “cambio de mentalidad” por parte los organismos españoles y de otras ciudades que gestionan el transporte público “que no entienden bien el open data. Nos encontramos con mucha reticencia a la hora de utilizar los datos sobre las líneas de autobuses, frecuencias... que en un 75% son de carácter público”.