De esta forma adaptarás tu terminal a tus gustos
Aprende a cambiar el sonido de las notificaciones en tu Android de forma sencilla

Aprende a cambiar el sonido de las notificaciones en tu Android de forma sencilla

El grado de personalización que ofrecen los dispositivos con sistema operativo Android es muy grande. Tanto es así que muchos apartados del propio desarrollo, como por ejemplo la gestión de las animaciones es posible configurarlas según sean las necesidades del usuario. Pues bien, esto también ocurre con el sonido de las notificaciones.

Este es un apartado que muchos usuarios consideran importante, ya que con él le dan un toque personal a su teléfono o tablet y permiten desde personalizarlo según sea el gusto de cada uno hasta el conseguir que el dispositivo no se confunda con otro a la hora de recibir un correo o mensaje de WhatsApp. Pues bien, vamos a explicar cómo se puede cambiar el sonido de las notificaciones sin complicaciones y de forma bastante rápida:

Utilizando las opciones del sistema operativo

Nosotros hemos tomado como referencia un terminal con Android KitKat, pero en general la forma de proceder a esto es la misma en versiones anteriores como en Lollipop (puede cambiar algún nombre, pero no es lo habitual). Lo primero que se debe hacer es acceder al menú Ajustes (esto es posible hacerlo utilizando el icono de una rueda dentada en la Barra de notificaciones).

Notificaciones Android

Ahora busca un apartado llamado Sonido y, selecciónalo. Dentro de todas las opciones que aparecen en pantalla, busca una llamada Notificaciones (suele estar al lado de Vibraciones).Pulsa sobre la opción indicada y aparecerá un listado de opciones disponibles que se pueden elegir y probar seleccionándolas. Son las que se conocen como predeterminadas y varían en cada terminal Android.

Ahora pulsa en Aceptar una vez elegida la que más te gusta y se habrá cambiado el sonido. Como se ha visto, un proceso sencillo… pero con pocas opciones ya que los sonidos están limitados.

Elige el sonido que más te gusta

Para esto tendrás que recurrir a una aplicación de terceros, como por ejemplo ES File Explorer, que ofrece muchas opciones que harán que lo dejes instalado para ser tu explorador de archivos predeterminado. Este desarrollo lo puedes conseguir de forma gratuita en este enlace.

Una vez que lo tienes instalado y lo ejecutas, busca el lugar en el que tienes la canción que deseas poner como sonido de notificación. Una vez localizada, pulsa sobre ella de forma continuada y selecciona la opción que aparece para utilizarla como sonido de notificación. Así de sencillo y sin dificultades, como has podido ver.

Existen otras opciones como Ringtone Maker, que son interesantes y permiten más opciones a la hora de adaptar los sonidos, ya que incluso se pueden cortar una parte de este. Es algo más complicado, pero como posibilidad se debe tener en cuenta.

Normas