Tiene 22 concursos pendientes tras entrar en el AVE de California

ACS va a por 13.200 millones en Norteamérica con Dragados

Concursos de Dragados en Norteamérica Ampliar foto

El tren ligero de Eglinton (Canadá), valorado en 5.800 millones de dólares canadienses (4.080 millones de euros); el puente sobre el río San Lorenzo en Montreal (Quebec, Canadá), con un presupuesto de 3.000 millones de dólares canadienses, y la presa Site C en Fort Saint John (British Columbia, Canadá), son tres ejemplos de los negocios que ACS persigue en Norteamérica a través de su constructora Dragados y las filiales que ha ido adquiriendo en los últimos años: Shiavone, Picone, Prince o la última, del pasado mes de agosto, JF White.

Después de alzarse como mejor oferta para construir el segundo tramo del AVE de California, de 104 kilómetros entre Fresno y Bakersfield, el grupo que preside Florentino Pérez tiene tejida toda una red de alianzas para pujar en 22 concursos. Renovar cartera resulta clave para la empresa a la vista de la reciente finalización de destacados proyectos.

La suma de los presupuestos de los contratos en liza alcanza un valor total de 13.200 millones de euros, descontando los proyectos que pretende la filial germana Hochtief y sus subsidiarias en EE UU, Flatiron y Turner.

De esta cifra multimillonaria, Dragados y sus constructoras obtendrían 4.514 millones de euros en función de su participación en los múltiples consorcios. Aunque la notable competencia local, de fondos de infraestructuras y conglomerados asiáticos y europeos, hace que las ofertas se ajusten notablemente a la baja.

Mayor peso

- Durante el ejercicio 2014 Dragados ha adquirido dos compañías en EE UU, Prince en Florida y JF White Contracting en Massachusetts. La cifra conjunta de negocio fue de 304 millones de euros en 2013. Su cartera es de 525 millones.

- Un 29% de los ingresos anuales del grupo proceden de Norteamérica (33% en el caso de la división de construcción), donde se ha convertido en primera constructora.

El fondo Meridiam, William Charles Construction, Pulice, Aecon, Barnard Construction o SNC Lavalin son aliados recurrentes de la compañía española en estos procesos. Y entre los rivales, se encuentra en numerosas ocasiones con Ferrovial, Acciona u OHL.

Las obras de más volumen se persiguen en Canadá, donde Dragados está precalificada o ha presentado oferta en concursos por 12.600 millones de dólares canadienses (8.950 millones de euros).

El montante de los contratos por los que está pujando en EE UU asciende a 5.246 millones (4.249 millones de euros), con fuerte protagonismo de Dragados USA (3.450 millones de dólares) frente a las filiales locales: Prince va a por obras por 615 millones de dólares; Schiavone figura en concursos por 500 millones de dólares; Picone avanza en procesos con obras valoradas en 560 millones de dólares, y JF White está presente en licitaciones por 121 millones de dólares.

Al margen de estas expectativas, ACS ejecuta una cartera de obra en América de 19.000 millones de euros. Este continente es, tras el área Asia-Pacífico, la segunda región del mundo por ingresos para la compañía, con 9.562 millones al cierre de septiembre.

Obras singulares

Algunos de los concursos a los que acude la constructora española destacan tanto por volumen como por complejidad. El nuevo puente sobre el río canadiense San Lorenzo, de 3.400 metros de longitud, es el cuarto mayor proyecto de Canadá, pensado para sustituirá al viejo puente Champlain. Este último es uno de los más congestionados del páis al servir de vía para el intercambio comercial entre Canadá y EE UU. El río es navegable y la adjudicataria tendrá que dejar un vano de 200 metros.

El tren ligero de Eglinton, en Toronto, es uno de los mayores proyectos ferroviarios el mundo, en el que ACS ya ha conseguido obras en consorcio con Aecon.

Y el proyecto de la presa Site C, en Fort Saint John (Canadá), acaba de ser aprobado y sus promotores prevén el arranque de las obras para el verano de 2015. La potencia hidroeléctica instalada será de 1.100 megavatios.