El producto está vinculado a la evolución de Repsol, Santander e Inditex

Cajamar se apunta a los superdepósitos con uno que ofrece hasta el 2,65%

Una oficina de Cajamar.
Una oficina de Cajamar.

Proliferan los depósitos que ofrecen una mayor rentabilidad que los tradicionales, que en los últimos meses han perdido atractivo y de media rentan el 0,62% en los plazos hasta un año, su mínimo histórico según los últimos datos del Banco de España.

Cajamar se ha apuntado a la moda de los depósitos estructurados, cuyas rentabilidades están ligados a la evolución de una cesta de acciones o índices bursátiles, y ha lanzado el Depósito Combinado 70/30, uno de los más rentables del mercado que paga hasta un 2,65% TAE en el mejor de los escenarios. Eso sí, es para dinero nuevo. 

El capital invertido, como mínimo 3.000 euros, está 100% garantizado, y el 30% de la inversión se destina a un depósito clásico a 12 meses que al vencimiento paga un 2%. El otro 70% de la inversión por un periodo de 36 meses está vinculado al comportamiento en Bolsa de Repsol, Santander e Inditex. Si, al final del plazo, el valor de las tres acciones de la cesta es igual o superior al del momento de la contratación, se obtiene una rentabilidad máxima anual del 2,75%. De no cumplirse esa condición, el rendimiento mínimo garantizado es del 0,30% TAE. La rentabilidad global es como máximo del 2,65% al año y como mínimo del 0,51% TAE.

Así, un cliente que invierta 10.000 euros, obtendrá al final del primer tramo de 12 meses la parte de la inversión correspondiente al 30% (3.000 euros) con la rentabilidad prometida: 60 euros. Al finalizar el segundo tramo, percibiría, además del capital inicial (7.000 euros, el 70% de la inversión), un mínimo de 63 euros en intereses y un máximo de 577,5 euros.

El producto puede contratarse hasta el próximo 29 de diciembre o hasta que se agote el importe destinado al mismo, aseguran en una de las oficinas de la caja rural.

Otras entidades financieras ofrecen productos similares con rentabilidades máximas que oscilan entre el 2% y el 2,5%. La entidad que preside Francisco González comercializa un depósito estructurado referenciado a la cotización de Santander, Repsol y Telefónica. El plazo es a tres años y la rentabilidad máxima anual es del 2,5%. En el peor de los casos, el interés es nulo.

Catalunya Banc ofrece entre el 0,15% y el 2% anual con un depósito ligado también a la evolución Santander, Repsol y Telefónica.

Abanca, antigua NCG Banco, tiene un depósito vinculado a las acciones de Iberdrola y Repsol con una rentabilidad máxima del del 2,16% TAE y mínima del 0,33%.

Bankinter dispone de un depósito a 18 meses vinculado a Santander y Nestlé y con un rendimiento máximo anual de casi el 2%.