La compañía lanza el servicio ligado al tirón del comercio electrónico

Seur rompe el mercado logístico al empezar a repartir los domingos

Yves Delmas, presidente de Seur.
Yves Delmas, presidente de Seur.

Primero fueron las grandes tiendas y centros comerciales quienes decidieron flexibilizar sus horarios y abrir los domingos, y ahora es Seur, una compañía referente en el mercado del transporte urgente en España, quien toma la decisión de realizar entregas a domicilio los domingos. Una iniciativa pionera en el país y que sigue los pasos dados en EEUU y China por gigantes tecnológicos y del e-commerce como Amazon, Google, eBay o Alibaba, que ofrecen ya en muchas ciudades de estos países la entrega en el mismo día que se efectúa la compra, incluido los domingos.

“Estamos en un mundo donde la gente compra día y noche. Con el comercio electrónico reina la urgencia y la superurgencia, y nos ha parecido oportuno ofrecer casi la misma flexibilidad que en el comercio tradicional, donde ya se abre los domingos. Ahora ya entregábamos los sábados y desde este 5 de octubre lo extendemos a los domingos.La iniciativa es muy innovadora, pues no hay nadie en España que lo haga”, dice a CincoDías el presidente de Seur, Yves Delmas.

Antes de lanzar el nuevo servicio, Seur llevó a cabo un estudio de mercado, que le confirmó que al menos un 40% de los clientes online están interesados en esta propuesta. “Ello nos hace pensar que el domingo va a ser un día tan normal para nuestro negocio como un lunes o un sábado”, continúa Delmas, que también precisa que las entregas en domingo se harán entre las 10 y las 14 horas, porque es la franja horaria más elegida por los usuarios.

El presidente de Seur, compañía participada en un 67% por Geopost, confía en el éxito del servicio. “Antes del verano ya pusimos en marcha la misma iniciativa en Reino Unido, y ya tenemos 70.000 entregas por domingo. Aunque entre semana son muchísimas más, la cifra es muy alta, pues es más o menos lo que mueve de lunes a viernes el tercer operador de paquetería en España”.

Innovación

Los responsables de Seur quieren jugar fuerte en el comercio electrónico. Para ello, en julio lanzaron Seur SameDay, un servicio para realizar de lunes a viernes entregas en el mismo día de la compra online.

Igualmente, hace un año estrenaron Seur Predit para comunicar al destinatario por e-mail o SMS la horquilla horaria (de dos horas) en la que se hará la entrega del pedido en el día elegido por el usuario.

La compañía apuesta igualmente por la entrega en puntos de conveniencia, una tendencia que crece ligada al ecommerce. Seur tiene 1.000 de estos puntos en España. "Tener una cobertura tan amplia nos permite que el destinatario tenga uno a 10 minutos andando".

Seur, que realiza 13 millones de entregas domiciliarias al año, lleva muchos ejercicios trabajando en el e-commerce. “En 2013 crecimos un 22% en ese área. Somos líderes en B2C en España, con una cuota de mercado superior al 30%”, dice Delmas, que detalla que el pasado año la firma facturó 537 millones, 100 procedentes del comercio electrónico y 90 del negocio internacional. “Son las dos palancas que tiran del negocio”. Los responsables de Seur saben que el éxito del nuevo servicio de reparto en domingo dependerá de los acuerdos que cierren con las tiendas online.

“Hay mucho interés de grandes clientes-empresa, porque saben que es un factor clave de diferenciación. A igual precio y tipología de mercancía, el que más rápido entregue gana ventaja competitiva”. Delmas no quiere desvelar quienes son esos clientes –“deben ser ellos quien lo comuniquen”–, pero advierte que “son varias tiendas grandes online”. Seur cuenta entre sus clientes a empresas como Inditex, Mango, Carolina Herrera o Vente Privee.

El directivo asegura que Seur adaptará su flota de reparto a las nuevas necesidades, al igual que la plantilla, que se ajustará según el éxito que alcancen. “Hoy no supone un cambio significativo, porque desde la Navidad de 2013 ya trabajamos los domingos para hacer recogidas en los almacenes de los clientes que trabajan ese día, de forma que los pedidos del sábado o domingo por la mañana se entregan el lunes. De esta forma, hemos ganado un día”.

“Este año prevemos crecer un 5% en ingresos”

Yves Delmas asegura que 2014 va a ser un buen año para Seur. “Observamos un repunte de la economía española y prevemos cerrar el año con un crecimiento en volúmenes superior al 10% y un 5% en ingresos, acercándonos a los 600 millones”. Según el directivo, ese desfase entre volumen y facturación se debe a que el sector que más crece es el del e-commerce, donde los precios son más bajos”. Delmas no precisa qué beneficios obtendrá la empresa, pero sí que la subida de ingresos estará reflejado en la rentabilidad.

El directivo defiende que con el comercio electrónico, que supone en España el 4% de las ventas al por menor, devuelve al transporte un protagonismo natural, que había perdido estos años, “porque el factor coste ha prevalecido sobre el factor servicio durante la crisis”. “Los precios actuales han bajado al menos un 30% respecto a 2007. Pero, ahora, con la primacía de lo urgente, la calidad toma protagonismo”. En este contexto, Delmas apunta que su empresa invierte al año más de 10 millones en innovación.

Delmas advierte, no obstante, que el sector del transporte urgente está muy atomizado en España. “Juntando paquetería industrial, mercancía pesada y paquetería empresarial podemos llegar a 25 operadores. Tarde o temprano habrá concentración”. Tras la desaparición de empresas como Ochoa o Buitrago, el presidente de Seur advierte de varios retos para el sector: “Debemos seguir siendo competitivos, garantizar la robustez financiera y no olvidar la calidad, aunque en España es muy buena en el B2C”. Delmas añade otro reto:la internacionalización. “Seur acabará el año con una facturación de unos 100 millones en la parte internacional, pues en nuestro caso pertenecer a Geopost nos ayuda mucho”. La compañía, que cuenta con 6.300 empleados y una flota de 3.500 vehículos, cuenta con una capacidad operativa internacional que le permite entregar en 230 países.