El nombre del sistema operativo de Google finalmente será Lollipop
Samsung Galaxy S5

La nueva versión Android L ya se puede ver en un Samsung Galaxy S5

Todo parece indicar que la nueva versión Android L está cerca de ser oficial, al menos para los diferentes dispositivos Nexus de la propia Google. Pero, gracias a un vídeo, se ha podido conocer que en Samsung ya están trabajando para migrar a este desarrollo de la compañía de Mountain View para su dispositivo Galaxy S5 que, definitivamente, tendrá el nombre de Lollipop (la conocida piruleta multicolor). Es decir, que se descartan posibilidades como Lion.

El caso es que estamos hablando de una versión temprana del desarrollo adaptado a la interfaz de usuario TouchWiz, característica en los teléfonos y tablets de la compañía coreana. El número de versión interna del desarrollo, que se puede ver en el vídeo que hay en este enlace, es el LRW58J y, por lo que se ha comentado desde la fuente de la información su estabilidad no es precisamente elevada –así como su fluidez-, pero es normal ya que hay que pensar que se están dando los primeros pasos para que Android L llegue a los Samsung Galaxy S5.

Cambios importantes en la interfaz de usuario

Lo cierto es que se esperan muchos cambios en el aspecto de Android L en general y en los dispositivos de Samsung en particular. Un ejemplo de esto en el segundo caso será la Barra de notificaciones, que abandona toda dehiscencia del diseño anterior del trabajo de Google (Holo) e, incluso, el marcador del teléfono cambia para ser ahora mucho más limpio y atractivo. Es más, hasta las primeras pantallas de configuración al encender el Samsung Galaxy S5 varían con colores mucho más planos y fondos más transparentes.

El color blanco es predominante, lo que hace que la visualización de la interfaz sea mucho mejor (el habitual componente azul en TouchWiz desde el Galaxy S2 queda en el olvido). Pero, si hay algo que llama la atención con Android L (Lollipop) es la pantalla de bloqueo, ya que esta ahora recibe notificaciones activas (hasta un máximo de cuatro) y, todo ello, desde cualquier aplicación instalada en el teléfono. Esto tiene como consecuencia que los widgets en este pantalla pueden tener los días contados, por lo que se diría adiós a la funcionalidad llamada DashClock. Veremos qué efecto tiene esto.

Por lo tanto, parece clarísimo que en Samsung quieren darse prisa en obtener el diseño Material Desing, que es una de las nuevas características de Android L, para sus dispositivos, y un ejemplo es lo que ocurre con el Samsung Galaxy S5. Por lo tanto, los usuarios que tengan uno de estos teléfonos, deben estar contentos ya que visto lo visto Lollipop estará mucho antes que después disponible para ellos.

Normas