En dos años serán 6.000 millones

Las familias ahorrarán 3.400 millones en IRPF con la reforma fiscal

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha entregado esta mañana el proyecto de ley de los presupuestos generales del Estado 2015
El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha entregado esta mañana el proyecto de ley de los presupuestos generales del Estado 2015

El Gobierno estima que la reforma fiscal implicará una ahorro en el pago del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) de 2015 de 3.400 millones de euros. El próximo año el ahorro será de  2.600 millones. En los dos ejercicios, el ahorro rozará los 6.000 millones.

Cristóbal Montoro  presentó una reforma fiscal en el que el IRPF se adoptan diversas medidas que generan una minoración de la carga tributaria soportada por los contribuyentes. Se reducen de siete a cinco el número de tramos de la tarifa general y los tipos marginales aplicables a los mismos, 45% en el tramo máximo (ahora está en el 52%) y al 19% en el mínimo (en el 24% actualmente).

En las rentas del ahorro se reducen los tipos  y se intruduce una mayor progresividad para rentas superiores a 50.000 euros.  Así, en 2015 las plusvalías de hasta 6.000 euros se gravarán al 20% frente al 21% actual, al 22% para entre 6.000 y 50.000 frente al 21% de ahora, y del 24% a partir de 50.000, frente al 27% actual. 

En el seno de esta rebaja generalizada del impuesto y con el objetivo de mejorar en términos de equidad y desarrollo social, cabe destacar la exclusión de tributación de aquellos asalariados con rentas inferiores a 12.000 euros anuales, así como la modificación de la reducción por obtención de rendimientos de trabajo que aumenta considerablemente para las rentas bajas.

Así, en 2015 a través de la reducción de tipos en las retenciones de trabajo y capital y por el cobro por adelantado de algunas de las nuevas deducciones introducidas por la reforma estas medidas supondrán un aumento de la renta neta de las familias por valor de 3.366 millones, según los presupuestos para el próximo ejercicio.

Con todo, los ingresos previstos por IRPF en 2015 son 72.957 millones, con una caída del 0,6% en relación con el cierre estimado para 2014. Este importe es menor que el considerado como ahorro de las familias puesto que aunque cada familia pagará menos habrá más que paguen gracias al descenso del paro. 

La reducción de impuestos contribuirá a asentar el crecimiento económico a partir del 2015, según el Gobierno. De hecho, espera que la rebaja fiscal del IRPF genere un aumento del PIB de 0,17% y 0,30% en términos acumulados respecto al escenario macroeconómico de referencia sin reformas en 2015 y 2016 respectivamente.