Según un estudio de Skyscanner

Los españoles sufrimos el peor wifi de Europa en los aeropuertos

Los aeropuertos españoles no son lugares muy amigables para quien quiera esperar su vuelo navegando por internet, puesto que los pasajeros sólo pueden disfrutar de 15 minutos de conexión exenta de pago, en comparación con Rusia o Italia, donde este servicio es ilimitado. Esta es la conclusión principal de un estudio realizado por Skyscanner, unos datos que sitúan España a la cola de Europa en la oferta de Wi-Fi gratuito en los aeropuertos.

De la encuesta elaborada por el comparador de vuelos, hoteles y alquiler de coches, se desprende que el 96 % de los viajeros europeos cree que los aeropuertos deberían ofrecer un servicio gratuito de Wi-Fi, lo que pone de relieve “la situación de desventaja en la que se encuentra España”.

El 46 % de los 50 aeropuertos más transitados de Europa analizados por Skyscanner ofrece conexión Wi-Fi gratuita e ilimitada, entre ellos Amsterdam, Estambul Ataturk, Fráncfort, Múnich, Moscú, París-Charles de Gaulle, París-Orly, Praga, Roma-Fiumicino o Varsovia.

Los aeropuertos españoles quedan superados sólo por dos aeropuertos europeos -Estambul Sabiha-Gökcen y Berlín-Tegel- que no cuentan con nada de conexión gratuita.

El estudio revela, además, que un tercio de los viajeros sólo estaría dispuesto a pagar 1 euro por una hora de Wi-Fi, un precio muy inferior al establecido en los aeropuertos españoles de 4,50 euros la hora.

Asimismo, el 71 % de los pasajeros admite que la conexión Wi-Fi es “importante” o “muy importante” para ellos, y tienden a utilizarla para hablar con familiares y amigos (33 %), pasar el rato (30 %), leer sus correos electrónicos (22 %), acceder a las redes sociales (10 %) o por temas de trabajo (5 %)

Dada la relevancia que está cobrando el Wi-Fi entre los pasajeros, el responsable de Márketing para Skyscanner en España, Ángel Guirado, alerta que “no disponer de él o estar sujetos a precios excesivos, puede ser muy frustrante para los viajeros que quieran consultar sus correos o descargar una película para verla durante su vuelo”.