De 5,2 a 5,3 euros con recomendación de compra

Citi aumenta el precio objetivo de CaixaBank tras la compra de Barclays

Gonzalo Gortázar, consejero delegado de CaixaBank.
Gonzalo Gortázar, consejero delegado de CaixaBank. REUTERS

El Servicio de Estudios del banco estadounidense Citi ha incrementado el precio objetivo de la acción de CaixaBank de 5,20 a 5,30 euros tras la adquisición de la mayor parte del negocio en España de Barclays Bank por 800 millones de euros.

El precio objetivo es la estimación de lo que, en opinión de un analista profesional, en este caso Citi, debería valer la acción de una compañía basándose en su situación actual y las perspectivas de futuro. El precio objetivo, además, suele ser mayor que el de la cotización actual de la empresa, tal y como sucede en CaixaBank, que cerró ayer a 4,631 euros.

En un informe que ha hecho público hoy, Citi considera la adquisición de Barclays como una operación “atractiva” para CaixaBank, que de esta manera afianza su liderazgo en banca minorista en España y refuerza su presencia en comunidades como Madrid o Aragón.

Citi destaca además que CaixaBank espera un ahorro de costes de aproximadamente 70 millones de euros brutos anuales en 2015 y de 150 millones en 2016 y un beneficio por acción acrecitivo desde el primer año, con un ROIC -tasa de retorno sobre el capital invertido- superior al 10 % ya en 2016.

Por todo ello, la entidad estadounidense eleva de 5,20 a 5,30 euros el precio objetivo de la acción de CaixaBank y recomienda la compra de este valor: “Creemos que CaixaBank puede ser un ganador en la consolidación del sector bancario español”, afirma en su informe.

Barclays aportará 550.000 clientes, 2.446 empleados y 271 sucursales repartidas por toda España a la actual red de la entidad catalana, compuesta por 5.695 oficinas y 31.574 empleados.

La filial española de Barclays contaba al cierre del primer semestre con 18.400 millones en préstamos netos, 9.900 millones en depósitos de clientes y 4.900 millones de activos bajo gestión.

Caixabank, por su parte, dispone de unos activos por valor de 336.849 millones, con una cuota de penetración en el negocio de particulares del 27,4 por ciento.

El cierre de la operación de compra de la filial de Barclays en España está previsto para finales de 2014 o enero de 2015, una vez que obtenga la autorización de los organismos competentes y entes reguladores. El acuerdo excluye el negocio de banca de inversión y Barclaycard, que seguirán siendo operados por Barclays Bank en España.