El Gobierno aprueba el nuevo Código Mercantil

El capital mínimo para crear una sociedad anónima se duplica a 120.000 euros

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y el ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón.
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y el ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón. EFE

El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes la reforma del Código Mercantil, con el que el Ejecutivo busca hacer efectiva la unidad de mercado y otorgar una mayor seguridad jurídica a las actividades comerciales.

El texto reformado data de 1885, y entre las modificaciones incorporadas está el aumento del capital mínimo de las sociedades anónimas a 120.000 euros desde 60.000. Para las sociedades limitadas sigue en 3.000. Además, se incorporan nuevas técnicas de constitución telemática.

 “No solamente hemos aprobado una norma importantísima en la que llevamos muchos años trabajando, sino que además vamos a fortalecer la seguridad jurídica y nos va a colocar al nivel más elevado de las normativas mercantiles que existen”, ha afirmado el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, en rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

El nuevo texto cuenta con más de 1.700 artículos, deroga diez normas y sustituye algunas completamente, entre ellas la Ley de Competencia desleal o la del intercambio del cheque. En este sentido, se incorpora una nueva figura a los medios de pago: la factura aceptada.

Según ha explicado Gallardón, la nueva normativa regulará todos los actos calificados de mercantiles y todos los que tengan lugar en el mercado, así como los negocios de trasmisión de la empresa, el registro mercantil, a las figuras derivadas de las nuevas tecnologías, como la contratación electrónica que se basa en la libertad de pago o de buen fe.

También regulará la contratación en pública subasta o la compra en máquinas automáticas. En este caso, controlará la recuperación del importe introducido en el caso de fallo de la prestación y la responsabilidad de los objetos relacionados con la misma. Se incluye también la compra-venta de inmuebles. “El objetivo es suprimir las trabas que dificulten el intercambio de bienes y la unidad de mercado”, ha indicado.

Nuevos tipos de contrato

Gallardón ha destacado que se ha logrado introducir el contrato de hora por empresa por primera vez en el ordenamiento jurídico, así como los contratos de prestación de servicios mercantiles, los publicitarios o el estimatorio.

Además, incorpora el anteproyecto de Ley de Sociedades de Capital para la mejora del gobierno corporativo y la modificaciones estructurales de sociedades, así como las medidas urgentes de refinanciación y reestructuración de la deuda.

Asimismo, regulará el derecho de la competencia, las distintas modalidades de propiedad industrial, los contratos financieros, de préstamo, el leasing y los contratos de cuenta corriente.