Ganó 14,5 millones en 2012

Fluidra cierra 2013 con unas pérdidas de 10,2 millones por los atípicos

La multinacional catalana Fluidra, especialista en gestión del agua y material para piscinas, cerró el pasado año con unas pérdidas de 10,2 millones de euros por los costes de la reestructuración del grupo en Europa y la climatología fría y lluviosa que marcó el primer semestre de 2013. Fluidra, que en 2012 ganó 14,5 millones, asegura que sin estos atípicos su beneficio neto en el último año se situaría en 6,6 millones.

Las ventas de la cotizada alcanzaron en 2013 los 592,7 millones, un 5,7 % menos que el año anterior, mientras que el Ebitda (beneficio bruto de explotación) cayó un 34 %, hasta 47,7 millones, según la información remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La compañía indica que el tercer y cuarto trimestre de 2013 fueron positivos desde el punto de vista operativo, pero no pudieron compensar los malos resultados acumulados durante el primer semestre.

El mal arranque de 2013 se explica por la climatología “excepcionalmente fría y lluviosa” que hubo en los primeros meses de 2013, que son los más fuertes desde el punto de vista de ventas del sector de la piscina, unido a la contracción del consumo de los mercados europeos.

Fluidra destaca, en este sentido, que la fortaleza del negocio internacional, principalmente en Asia y Australia, logró suavizar el descenso de la facturación del grupo en España y Europa.

El otro factor que explica la entrada en pérdidas de la compañía es el coste derivado del cierre de la división de proyectos llave en mano y del plan de reestructuración puesto en marcha por la compañía para mejorar su eficiencia.

El director general corporativo financiero de Fluidra, Xavier Tintoré, ha explicado a Efe que la liquidación de la división de proyectos llave en mano, que era deficitaria, ha tenido un impacto negativo de 8,6 millones de euros en el resultado de la empresa.

A ello hay que añadir los gastos por valor de 6 millones de euros que ha supuesto la reestructuración del grupo en Europa y la amortización, por un importe de 4,5 millones, del fondo de comercio.

En un comunicado, el consejero delegado de Fluidra, Eloi Planes, ha tildado 2013 de año “totalmente anómalo”, aunque ha subrayado que en 2014 ve “señales positivas en muchos países”.

“Ya lo hemos cerrado (2013) y nos centramos en tirar adelante”, ha señalado Planes, que ha añadido que “después de optimizar estructuras en Europa”, el grupo se centra en Latinoamérica y Asia y espera cerrar un ejercicio “satisfactorio”.

Fluidra opera en 41 países a través de 150 delegaciones y centros de producción, aunque sus productos, vinculados con la conservación, la conducción, el tratamiento y disfrute del agua, se distribuyen en más de 170 países.

El grupo cuenta actualmente con una plantilla de 3.700 personas, ya que la reestructuración europea ha supuesto la supresión de un centenar de puestos de trabajo, según Tintoré.

 

Normas
Entra en El País para participar