Diseña una estrategia de virtualización en su infraestructura

Telefónica lanza un plan global para la gestión unificada de todas sus redes

La ‘teleco’ ha invitado al proyecto a todos los proveedores

César Alierta, presidente de Telefónica.
César Alierta, presidente de Telefónica.

Telefónica avanza en la modernización del conjunto de sus infraestructuras en todo el mundo. La operadora va a presentar este lunes a toda la industria, coincidiendo con la inauguración de la nueva edición del Mobile World Congress (MWC) de Barcelona, un ambicioso plan global destinado a caminar hacia la gestión unificada de todas sus redes, en los distintos países en los que tiene presencia.

Así, la empresa ha diseñado Única, un proyecto destinado a desarrollar una estrategia de virtualización en sus infraestructuras en todo el mundo, de extremo a extremo. Según explica Enrique Blanco, responsable global de Tecnología (CTO) de Telefónica, este movimiento supone un cambio de paradigma en la forma de crear y gestionar redes, además de acelerar en la simplificación de las infraestructuras.

El ejecutivo explica se está insistiendo en una cultura de la eficiencia de cara al establecimiento de un escenario de gestión regionalizada de todas las infraestructuras. Blanco destaca que la compañía quiere facilitar la gestión y evitar el trabajo rígido proveedor por proveedor en cada país. “Buscamos reducir la conexión hardware-software para reducir la dependencia de un único suministrador”, asegura Blanco.

“Única es una nueva arquitectura de infraestructura en la que los recursos físicos pasan a ser virtuales y se gestionan como tales”, señala el directivo, quien añade que Telefónica abordará una reagrupación lógica de sus recursos, desplegando una infraestructura de red que permita extraer el máximo potencial de la virtualización.

Estos sistemas contribuyen a maximizar el uso de sus centros de datos de nueva generación, incluido el inaugurado recientemente en Alcalá de Henares, que pasarán a ser herramientas con las que desplegar y gestionar plataformas y servicios de telecomunicaciones con mayor eficiencia.

Telefónica, según explica Blanco, pretende establecer una infraestructura de red global en la que desarrollar plataformas de funciones y servicios de forma estandarizada y multiproveedor. El rediseño de las redes será gradual. El plan Única empezará a implantarse a partir de junio, con el objetivo de tener más del 30% de las infraestructuras de la teleco gestionadas bajo este modelo en 2016. “El 30% de las redes de Telefónica son muchas redes”, afirma Blanco, que precisa que esta transformación de las redes convierte a Telefónica en una “telco digital”.

La compañía, además, ha invitado a todos los suministradores de equipos y tecnologías a que se sumen al proyecto Única. Telefónica ya está trabajando en el proyecto con grupos como HP, Nokia, Ericsson, Broadsoft, Cisco, Intel y Juniper. Además, la operadora está trabajando en otras pruebas con Huawei en España y con NEC_y Alcatel-Lucent en EE UU y México.

En este caso, Blanco defiende que Telefónica está encabezando el desarrollo de los estándares del ámbito de la virtualización (tanto SDN como NFV) en los principales foros internacionales junto a las estadounidenses AT&T y Verizon.

La estrategia de virtualización no se va a centrar sólo en las redes, según precisa Blanco, que indica que también va a llegar a los hogares con el Virtual CPE, que la operadora ya está probando en Brasil. El ejecutivo explica que esta solución tecnológica reduce el número de equipos que el usuario tiene en su casa al máximo.

“Permite gestionar los dispositivos en casa del usuario desde la red, de forma que los servicios tradicionales asociados al hogar, pueden moverse cuando el cliente se desplaza y acceder a ellos desde distintas ubicaciones”, señala Blanco, quien añade que esta solución permite tener mecanismos de diagnóstico de averías más eficientes.

Plan de Transformación de Operaciones y Red

La implantación de la virtualización va a coincidir en España, con el Proyecto de Transformación de Operaciones y Red puesto en marcha por Telefónica a finales de 2013, tal y como adelantó CincoDías el pasado 30 de noviembre. El plan prevé poner en marcha un proceso de simplificación de la infraestructura.

Entre los puntos fundamentales destaca el apagado del cobre. La firma cuenta con 6.600 centrales con esta tecnología y su intención es rebajar el número hasta 2.300 en 2020. El apagado ha empezado por las centrales que no dan servicio a otras operadoras, y en cinco años, tal y como establece la legislación, se extenderá a las centrales que sí ofrecen este servicio.

Además, Telefónica prevé el apagado generalizado de las redes obsoletas entre las que figuran las vinculadas a tecnologías como el RDSI, ATM y X25.

Normas
Entra en El País para participar