David Alonso, director de ‘business to business’ de Samsung Electronics Iberia

“Hemos dado un giro hacia el mercado de empresas y es un giro definitivo”

El responsable de servicios a empresas del grupo surcoreano destaca que España es uno de los países europeos que más empresas está aportando a su programa de socios desarrolladores de aplicaciones móviles

David Alonso, director de 'business to business' de Samsung Electronics Iberia.
David Alonso, director de 'business to business' de Samsung Electronics Iberia.

Samsung es el líder mundial en ventas de móviles. En España, cuatro de cada diez terminales vendidos en 2013 fueron suyos, según Kantar Worldpanel. David Alonso, responsable de servicios a empresas de la filial ibérica del grupo, explica los pasos seguidos por la compañía para aumentar su presencia en el segmento corporativo.

Pregunta. El mercado español de teléfonos móviles lleva cuatro años a la baja. ¿Se recuperará por fin este año?
Respuesta. Venimos de un entorno de crisis y eso se nota. Hace dos años las operadoras dejaron de subvencionar los terminales y eso también ha tenido un impacto bastante grande. La percepción que los consumidores tenían sobre el precio de los móviles era una y ahora es otra. Pero el país está saliendo de la crisis y eso también se tiene que notar.

P. ¿Qué es lo que piden las empresas a los fabricantes de móviles?

"Las operadoras han dejado de subvencionar los terminales y eso ha tenido un impacto grande en las ventas”

R. Depende del tamaño. Las grandes corporaciones buscan fiabilidad, seguridad y la posibilidad de dotar de movilidad a sus procesos. Las pequeñas están bastante más influenciadas por el mercado de consumo y lo que piden son aplicaciones orientadas a su actividad.

P. ¿Cuál es la estrategia de Samsung para atender a este segmento?
R. Para empezar, somos un fabricante que trabaja con todos los sistemas operativos posibles: Android, Windows Phone... Por otra parte, es una realidad que dispositivos que se diseñaron para el mercado de consumo se están trasladando al mundo de la empresa, y eso lo que provoca es un problema de seguridad. Android, por ejemplo, es el sistema líder en ventas y por eso está presente en gran parte de nuestro portafolio, sin embargo, es visto por las compañías como un gran agujero.

P. ¿Qué están haciendo para corregir ese defecto?

"Android es el sistema líder en ventas, pero en cuestión de seguridad es visto por las empresas como un gran agujero”

R. Hemos puesto una capa por encima, de manera que podamos resolver todos los inconvenientes que puedan surgir. Un móvil es un dispositivo que tiene ya tanta o más capacidad que un PC. Si con un PC tomamos todas las medidas de seguridad habidas y por haber, por qué con un móvil no. Samsung lo está haciendo.

P. ¿Y qué ofrecen en cuestión de aplicaciones?
R. Ahí lo que estamos creando es un ecosistema de socios desarrolladores que están adaptando sus aplicaciones a nuestros dispositivos. Buscamos aplicaciones que permitan a las empresas movilizar sus procesos de negocio. Esto es básico para ellas. Ya no hay compañía que no se lo plantee. Por eso es fundamental contar con aplicaciones que permitan gestionar en el móvil tareas de la fuerza de ventas o del personal técnico.

P. ¿Están trabajando con desarrolladores españoles?
R. Sí, tenemos acuerdos con más de 60 empresas españolas que participan en el SEAP (Samsung Enterprise Alliance Program), nuestro programa de socios en tecnologías de movilidad a nivel mundial. De hecho, España es uno de los países europeos que más socios está aportando a este programa. Para nosotros es importantísimo crear un ecosistema de partners.

P. ¿Qué tiene que hacer un emprendedor para acogerse al programa?
R. Primero, tener una solución que pueda ser aceptada por el mercado. Luego, el proceso es muy sencillo: hay que rellenar un formulario y describir la propuesta en la web del programa. Samsung estudia las posibilidades de negocio que puede tener y lanza el proceso. El SEAP pone a disposición de los desarrolladores una serie de recursos técnicos e, incluso, dependiendo de la aplicación, soporte comercial.

P. ¿Ponen capital semilla?

R. No, solo soporte técnico y salida al mercado. Incluso, les damos la posibilidad de usar funcionalidades exclusivas de dispositivos Samsung para potenciar su solución.

P. ¿Tienen apps desarrolladas bajo el programa que ya estén operativas?
R. Sí; por ejemplo, tenemos una que permite sustituir la firma sobre papel con firma digital en dispositivos de nuestra gama Note. Algunas grandes multinacionales españolas ya la están usando para la firma de contratos.

P. ¿Cuál es el aporte del segmento corporativo a sus ventas?
R. Está creciendo cada vez más. Hasta hace poco Samsung estaba casi al 100% dedicada al mercado de consumo. Ahora está dando un giro y es un giro definitivo. Hoy el mercado corporativo es importante para nosotros, pero el año que viene lo va a ser todavía más.

P. ¿Por qué ese interés?
R. Porque es un mercado muy grande. Además, exige una propuesta de valor distinta: no puedes vender dispositivos, tienes que ofrecer soluciones.

P. ¿Cómo marcha el desarrollo de Tizen, su propio sistema operativo?
R. Inicialmente, Tizen está pensado para el mercado de consumo. Ahora es ahí donde empieza todo. Antiguamente era en el mercado empresarial donde empezaba la innovación y después esta se trasladaba al mercado de consumo. Ahora es al revés. En ese sentido, Tizen no será la excepción.

P. ¿Habrá un sistema operativo específico para empresas?
R. No porque ahora a lo que se tiende es a la consumerización: se hacen versiones empresariales de lo que hay en el mercado de consumo y eso implica a los sistemas operativos. Más que diseñar un sistema operativo específico para empresas, lo que estamos haciendo es adaptar los sistemas operativos que se utilizan en el mercado de consumo, a las necesidades de la empresa. Es lo que estamos haciendo con Android. Al habilitar un sistema operativo que es ampliamente conocido por todos los usuarios, su adopción dentro las compañías es inmediata.

“Estamos invirtiendo más en soluciones que en hardware”

David Alonso, responsable de 'business to business' de Samsung Electronics Iberia.
David Alonso, responsable de 'business to business' de Samsung Electronics Iberia.

P. ¿Hay mucha diferencia de precios entre el mercado de empresas y de consumo?
R. No de los productos, pero sí lo que vendes es distinto porque no se trata solo de un teléfono, sino de más cosas. El hardware y el sistema operativo de un Note 3, por ejemplo, es el mismo, con lo cual el precio tampoco va a ser muy distinto en un mercado u otro. Sin embargo, las soluciones que da a un particular no son las mismas que las que ofrece a una compañía.

P. ¿Está el grupo poniendo más acento en el software que en el hardware?
R. Más que software, a las empresas tenemos que ofrecerles soluciones. Nuestro hardware es de sobra conocido, pero cuando una compañía va a adquirir un dispositivo, lo que busca son soluciones, ya sean generales o adecuadas a su nicho de actividad. En ese sentido, sí que estamos poniendo mucho énfasis en el software.

P. ¿Por qué una pyme tendría que invertir en una solución profesional si con el uso doméstico que sus trabajadores hacen del móvil, el negocio le funciona?

R. Por seguridad. Esos trabajadores están accediendo en sus móviles a información confidencial: correos, catálogo de ventas. Ahí tenemos soluciones como Knox, que separa el entorno profesional del personal.