Elizabeth Linder, responsable de FB para asuntos públicos en Europa, Oriente Medio y África

“En Facebook enseñamos al político a explotar su perfil”

Elizabeth Linder, responsable de FB para asuntos públicos en Europa, Oriente Medio y África
Elizabeth Linder, responsable de FB para asuntos públicos en Europa, Oriente Medio y África

Californiana de origen y residente en Londres, Elizabeth Linder no tiene tiempo para añorar el vino de su tierra o adaptarse a la capital británica. “Me paso el 80% de mi jornada laboral de viaje en algún país”, señala la máxima responsable de Facebook en las tareas de aleccionar a funcionarios, políticos, sindicalistas u oenegeros sobre cómo sacarle el máximo rendimiento a las redes sociales. A 100 días de las elecciones europeas, Linder está convencida de que su labor también puede fomentar la participación en la cita del 25 de mayo.

Pregunta. Lleva cinco años predicando los beneficios de Facebook entre los políticos. ¿Cuál es su experiencia?

Respuesta. He visto un cambio muy profundo en los últimos años. Al principio me preguntaban ¿por qué tengo que estar en FB? Ahora, ya es obvio. Los políticos tienen que estar donde la gente pasa cada vez más tiempo. Así que la pregunta ahora es ¿cómo gestiono mi página de Facebook?

P. ¿Y cómo reaccionan lo clientes de FB? Quizá estén hartos de ver a los políticos.

R. La gran diferencia con otros canales es que en FB tu puedes clicar el botón de seguir o de me gusta. Se trata, por tanto, de una experiencia voluntaria. Y un estudio reciente, en Irlanda, muestra que los jóvenes votantes consideran que los políticos no se comunican suficiente. Y es que ya no basta un gran mitin o una entrevista en la tele.

P. ¿Como sabe, la abstención en las elecciones europeas no ha dejado de aumentar en los últimos 30 años. ¿Puede Facebook ayudar a variar esa tendencia?

R. La página de FB del Parlamento Europeo ha sido un éxito continental y me atrevería a decir incluso mundial. Han hecho muchas cosas innovadoras como permitir que, alguien, elegido por concurso, gestione durante un día un página que tiene un millón de seguidores.Curiosamente el concurso lo ganó un euroescéptico, y eso no solo se aceptó sin que el parlamento lo acogió favorablemente.

P. ¿Ha estado en contacto con los grupos políticos del Parlamento europeo?

R. Sí. Muy a menudo. He dirigido talleres y seminarios con los principales grupos parlamentarios y con sus partidos en las capitales. Y también citas individuales para analizar sus páginas web y sus equipos para hacer un análisis específico de sus páginas de FB y ver qué espera su audiencia, qué funciona y qué no funciona y cómo podemos asegurar que utiliza FB mejor. Se trata de permitir a los políticos que aprovechen al máximo el potencial de conexión con los ciudadanos y ver si están logrando comprometer a los ciudadanos.

P. ¿Cómo le reciben los políticos? ¿Aceptan bien sus consejos?

R. Bien, muy bien. Aveces se quedan un poco desarmados...

P. ¿Desarmado un político?

R. Sí, porque descubren cuánto ofrece media hora de análisis de una página de FB. La de pistas que da. Te puede mostrar en qué idioma se conectan los usuarios o de dónde proceden. Te permite conocer mucho mejor a tu electorado y adaptar el mensaje para que llegue de manera más precisa y ajustada a sus necesidades.

“No aprovecho mis contactos para hacer lobby”

“No soy una lobbista”, advierte Elizabeth Linder durante la entrevista con CincoDías. “No visito a los políticos para convencerles de que voten en un sentido u otro”. La ejecutiva de Facebook intenta despejar así las dudas de quien pueda percibir un potencial conflicto de interés entre su asesoramiento a los políticos sobre el uso de la red social y la particular agenda de la compañía.

Linder asegura que nunca ha percibido reticencias entre sus “alumnos”, entre los que figuran representantes de todo el espectro político, sin distinción de ideología, y cuyo listado no facilita porque se trata de “encuentros confidenciales”.

Recuerda una anécdota. “En una ocasión, noté que el ministro de cierto país era reacio a recibirme. Hasta que le aclaré que el curso era gratis. ¡Venga mañana!, me dijo de inmediato”.

Esos talleres abren a Linder la puerta de los despachos donde a veces se comenta, debate o decide la legislación que atañe a su compañía en materia como protección de datos o privacidad.

Pero la californiana ha desarrollado una técnica personal para evitar la tentaciónde hacer campaña a favor de las tesis de FB. “No profundizo en cierto temas, aunque esté al corriente de ellos porque sigo la actualidad. Así que me resultaría imposible comentarlos con un poítico”.

Normas