El número de trabajadores cae a 61.281

Las ‘telecos’ reducen el empleo un 5,8% hasta septiembre en plena guerra de tarifas

La reducción coincide con el endurecimiento de las guerras de tarifas

Un técnico conecta una línea telefónica.
Un técnico conecta una línea telefónica. Reuters

El declive de los ingresos del sector de las telecomunicaciones en España, envuelto en una dura guerra de precios, también se ha dejado sentir en el empleo de las operadoras. Según los datos publicados por la Comisión Nacional de los Mercados y Competencia (CNMC) en su informe trimestral, a la conclusión del mes de septiembre había 61.281 trabajadores en el conjunto de las compañías del sector, un 5,8% menos que a final de 2012, cuando las plantillas conjuntas de las compañías del sector sumaban 65.060 trabajadores.

De igual forma, la cifra es un 15,69% inferior a la registrada a la conclusión de 2007, año anterior al agravamiento de la crisis económica, cuando las plantillas conjuntas del sector sumaban 72.383 empleados, según los datos de la CNMC. Al mismo tiempo, es la menor cifra de toda la serie histórica recogida por la autoridad reguladora. La mayor cifra de esta serie corresponde al primer trimestre de 2005 cuando se superaron los 78.200 empleados.

Por compañías, Vodafone registró la mayor reducción de plantilla en términos porcentuales, con una disminución del 16,7%. La operadora, que acordó un expediente de regulación de empleo (ERE) en el primer trimestre de 2013, redujo su fuerza laboral de 4.206 a 3.501 trabajadores, tal y como indica la autoridad reguladora. Además, Vodafone llegó a un acuerdo para la externalización de algunas actividades, que han supuesto la salida de la empresa de algunos empleados.

Telefónica de España, división que agrupa el negocio fijo de la compañía, redujo la plantilla en 786 personas, un 3,3% menos. La compañía, que está finalizando el proceso de cierre del ERE universal pactado en 2011, contaba con 22.393 trabajadores a final de septiembre. La cifra definitiva será menor una vez que se cierren las salidas finales del ERE.

No obstante, en Movistar, la división de móviles de Telefónica, tal y como desagrega la CNMC en su informe trimestral, la cifra de empleados se incrementó ligeramente en el mismo periodo de tiempo al pasar de 4.191 a 4.198 trabajadores.

Orange, a su vez, cerró septiembre con una plantilla en España de 4.089 trabajadores, la mayor cifra de toda la serie histórica establecida por los reguladores. El crecimiento con respecto a principios de año sería del 3,2%. Eso sí, con anterioridad, en el cuarto trimestre de 2012, Orange había incorporado a su plantilla más de 1.000 empleados tras la compra de un centro de atención al cliente en Asturias.

Ono, por su parte, redujo su plantilla en un 7% al pasar de 2.776 trabajadores a final de 2012 a 2.578 trabajadores a la conclusión del mes de septiembre, según las estadísticas elaboradas por la CNMC.

El denominado apartado de resto de compañías, que incluye un total de 84 operadoras incluidas las televisiones autonómicas, contaba con una plantilla conjunta de 16.153 empleados, un 12,3% menos que a final de 2012 cuando superaban las 18.649 personas.

RTVE y Televisió de Catalunya amplían las plantillas

La evolución de las plantillas en otras empresas del sector analizadas por la Comisión Nacional de los Mercados y Competencia (CNMC) es muy diferente. Especialmente en algunas cadenas públicas televisivas.

De esta manera, según figura en el informe trimestral de la CNMC, RTVE contaba con 6.324 empleados a la conclusión de septiembre, cinco personas más que a principios de año. El ente público, no obstante, ha ampliado su plantilla en los últimos tiempos. Así, habría aumentado cerca de un 10,8% con respecto al cuarto trimestre de 2007, año anterior al agravamiento de la crisis en España. RTVE, que sufrió un amplio ERE la década pasada, llegó a tener más de 9.400 empleados a mediados del año 2005.

También Televisió de Catalunya elevó su plantilla durante los primeros nueve meses de 2013. Así, la cadena catalana concluyó el tercer trimestre con 2.045 trabajadores, un 2,8% más que a principios de 2013, cuando su fuerza laboral se situó en 1.989 personas, según las estimaciones realizadas por la CNMC.

Desde final de 2007, justo antes del empeoramiento de la crisis económica en España, la plantilla de Televisió de Catalunya se ha incrementado en cerca de un 5,2% (tenía 1.944 trabajadores en el cuarto trimestre de 2007). A principios de 2012, según los datos recogidos por la autoridad reguladora, la cadena pública catalana llegó a tener cerca de 2.100 empleados.

Normas