El descenso en el tercer trimestre fue del 5,6% con respecto al segundo
Usuario de telefonía móvil en Madrid.
Usuario de telefonía móvil en Madrid.

Los precios del móvil se hunden un 24% en un año por la guerra de tarifas

provocar un duro impacto en los precios. Según el informe trimestral de la Comisión Nacional de los Mercados y Competencia (CNMC) publicado ayer, el ingreso medio de telefonía móvil por minuto aire en las llamadas nacionales (las más habituales) se situó en el tercer trimestre en 8,47 céntimos, un 24% menos que en el mismo periodo de 2012, cuando se situó en 11,23 céntimos. Desde 2007, año anterior al agravamiento de la crisis, el descenso es superior al 48%.

La caída en el tercer trimestre con respecto al segundo fue del 5,67%. Y es que entre abril y junio, el ingreso medio de telefonía móvil por minuto aire en las llamadas nacionales fue de 8,98 céntimos. Una prueba de que las operadoras son cada vez más agresivas en sus ofertas comerciales.

Asimismo, los ingresos de tráfico por línea móvil se situaron en 34,22 euros entre julio y septiembre, un 19% menos que en el mismo periodo de 2012, cuando se situaron en 42,28 euros. El mayor descenso fue el sufrido por el segmento de contrato, motivado por la guerra de tarifas así como por la generalización de las ofertas integradas. Según la CNMC, el ingreso medio por línea pospago en el tercer trimestre fue de 42,34 euros, un 24% menos que en el mismo periodo del pasado año. El número de líneas de contrato a final del tercer trimestre era de 33,83 millones, el 67,36% del mercado.

En el prepago, que actualmente suma 16,38 millones de líneas en España, el descenso fue del 4,5%.

También la telefonía fija ha registrado fuertes caídas en los precios en el último año. Así, los ingresos por cliente bajaron un 13% en el tercer trimestre hasta 65,76 euros. Por segmentos, el mayor descenso fue el sufrido por el ámbito de los negocios, con una caída del 17% hasta 157,29 euros.

A su vez, el ingreso medio de telefonía fija por línea en servicio se redujo en el tercer trimestre un 11,9% en relación al mismo periodo del pasado año hasta 52,88 euros.

Con este escenario, los ingresos totales del sector español de las telecomunicaciones cayeron un 7,8% en el tercer trimestre hasta 7.755 millones de euros por culpa, en gran medida, de los servicios mayoristas, que bajaron un 16,3%. La bajada es mayor a la registrada en el segundo trimestre, cuando el descenso fue del 5,5%. No obstante, en los cuatro trimestres anteriores, los descensos interanuales se situaron en un rango de entre el 8,6% y el 9,4% (este último en el primer trimestre de 2013).

Según los datos publicados por la CNMC, la facturación por servicios finales disminuyó un 6% hasta 6.534 millones de euros, un descenso ligeramente inferior al 6,2% registrado en el segundo trimestre. Un síntoma de que las bajadas, al menos en estos segmentos, se estarían estabilizando.

Las comunicaciones móviles sufrieron una bajada del 11,9% en el tercer trimestre hasta 2.745 millones de euros. Los servicios tradicionales vieron como su facturación se hundía un 21,3% hasta 1.892 millones (511 millones menos que en el tercer trimestre de 2012), compensada en parte por la mejora del volumen de negocio de la banda ancha móvil, que aumentó un 19,7% hasta 853 millones.

De igual forma, los ingresos de la telefonía fija descendieron un 7,9% hasta 2.229 millones de euros, mientras que los servicios audiovisuales redujeron su facturación un 2,9%.

Por compañías, Movistar, la división móvil de Telefónica (bajo la clasificación que hace la CNMC) registró una caída de ingresos en sus servicios finales del 19,6%, por un 14,7% de Vodafone. Orange elevó sus ingresos un 1% frente a una caída del 0,2% de Yoigo.

En la telefonía fija, Telefónica España redujo sus ingresos por los servicios finales un 6,7% por un 3,2% de Ono. Jazztel, por el contrario, registró el mayor crecimiento de las grandes compañías del sector, con un avance del 14,4%.

Normas