La autoridad de la competencia Cade reclama que venda alguna participación
Sede de Vivo en Sao Paulo (Brasil).
Sede de Vivo en Sao Paulo (Brasil). EFE

Brasil critica la doble presencia de Telefónica en Vivo y TIM

Considera que ha incumplido el acuerdo de 2010

Las acciones de Telecom Italia caen más de un 2%

Brasil presiona a Telefónica. El organismo antimonopolio Cade ha criticado que Telefónica mantenga su doble presencia en el capital de las operadoras de móviles Vivo, su filial en el país sudamericano, y TIM, en este último caso, a través de Telecom Italia, donde en septiembre pasado reforzó su presencia.

Las autoridades de la competencia han exigido a Telefónica que venda su participación en TIM Brasil, lo que podría implicar su salida de Telecom Italia, o bien que busque un nuevo socio en Vivo.

Según Cade, el acuerdo establecido por Telefónica con sus socios para ampliar su participación económica en Telco (del 46,2% al 66% y, en una segunda fase, al 70%), holding que controla el 22,4% de Telecom Italia, ha provocado un desequilibrio competitivo en Brasil, puesto que Vivo y TIM Brasil compiten en el mercado móvil del país. En la actualidad, las filiales brasileñas de Telefónica y Telecom Italia poseen una cuota en el mercado brasileño del 29% y el 27%, respectivamente.

Además, el organismo impuso a Telefónica una multa de 15 millones de reales (cerca de 4,6 millones de euros) por el citado acuerdo. Asimismo, el Cade multó a TIM con un millón de reales (0,3 millones de euros).

La resolución del Cade indica que Telefónica no estaría cumpliendo el pacto firmado en el 2010, por el que la operadora española se comprometía a no participar en las decisiones estratégicas de TIM Brasil ni aumentar su participación en Telecom Italia.

La decisión del Cade ha provocado la aparición en el mercado de nuevas especulaciones sobre los próximos movimientos corporativos, que podrían pasar por la venta de TIM Brasil. Diversos inversores consideran que su venta sería un paso fundamental para que Telecom Italia rebaje su actual deuda, superior a 28.000 millones de euros.

Hasta el momento, Telecom Italia ha rechazado esta desinversión. De hecho, el grupo italiano acordó la venta de su participación en Telecom Argentina y situó a Brasil e Italia como sus mercados estratégicos.

En esta línea, diversos accionistas de Telecom Italia se han mostrado contrarios a la venta de la filial brasileña, al considerarla como una de las vías de crecimiento futuro del grupo.

Este jueves, el inversor Marco Fossati, cuyo holding Findim Group es el segundo accionista de Telecom Italia con un 5% del capital, ha rechazado la posible venta de TIM Brasil para cumplir las exigencias del Cade.

Los movimientos han provocado una nueva sacudida en Bolsa de Telecom Italia, cuyas acciones están cayendo más de un 2%. La operadora, que había logrado entrar en zona positiva desde principio de año, ve ahora como sus títulos ceden casi un 1,8% desde enero.

Normas