Francisco Javier Campo, presidente de la asociación española de gran consumo Aecoc
Francisco Javier Campo, presidente de AECOC y consejero de Bankia.
Francisco Javier Campo, presidente de AECOC y consejero de Bankia.

“Subir el IVA de los alimentos sería dramático para el consumo”

Francisco Javier Campo lleva desde 2011 como presidente de AECOC, asociación que aglutina a 25.000 empresas de gran consumo, que representan el 20% del PIB español y a más de dos millones de empleos. Mañana comienza su congreso anual, cuyo principal reto es incentivar la demanda, innovar y evitar que la futura reforma fiscal eleve los impuestos.

Pregunta. ¿Qué medidas se pueden realizar para incentivar el consumo?.
Respuesta. El consumo fundamentalmente se recuperará cuando empiece a crecer el empleo. Otra cosa que podría ayudar sería cualquier bajada de impuestos.

“Las ventas minoristas han caído entre el 8% y el 10%”


P. Les preocupa la futura Reforma Fiscal?¿Han hablado con el Ejecutivo?  

“Cualquier bajada de impuestos incentivaría el consumo”

R. Estamos muy preocupados con la próxima Reforma Fiscal. Hemos mantenido contactos con el Gobierno, sobre todo en el sentido de que no haya más subidas de impuestos, en particular del IVA. Una posible alza de impuestos penalizaría la demanda interna y el crecimiento del consumo, alejaría el horizonte de la recuperación.

Las marcas blancas suponen el 43%

La crisis ha supuesto una modificación del comportamiento del consumidor, con “una compra más racional y ajustada al presupuesto. Actualmente, 8 de cada 10 compradores acuden a un centro comercial con lista y se ajustan a ella”, recalca el presidente de AECOC.

¿Qué ha cambiado en las compras con la crisis?
Como una forma de ajustar los presupuestos, se detecta en los consumidores que compran más frecuentemente en tiendas de proximidad y con tiques más pequeños. Tendencia que cada vez es más intensa y se acentúa más. Se ha agudizado la focalización en las promociones. Ha provocado una gran presión sobre los márgenes de la industria.

¿Qué suponen las marcas blancas?
Las marcas blancas han variado profundamente la estructura del mercado, sobre todo en detrimento de las segundas marcas, que no tenían los recursos y la capacidad de responder tan rápidamente. Las marcas blancas tienen una cuota de mercado del 43% frente al 34% que tenían al comienzo de la crisis. Su desarrollo posterior dependerá del consumidor, que siempre es soberano.

¿Cuántos empleos se han reducido ?
Es difícil de saber pero el sector del gran consumo es de los que mejor han resistido la crisis. De hecho, en la distribución debe haber el mismo número de empleados que hace tres o cuatro años. Sobre todo porque hay algunos factores, como el crecimiento de las compras de productos frescos, que han ayudando a mantener el empleo. No creo que en el gran consumo se haya producido una gran destrucción laboral. Los trabajadores de equipamiento del hogar y electrodomésticos han sido los que más han sufrido. Pero en el conjunto, ha habido un mantenimiento del empleo.

P. ¿Cómo les han afectado los últimos cambios impositivos?
R. Nos ha perjudicado la subida del tipo del IVA general y del reducido. Nunca antes las ventas minoristas habían caído como lo han hecho en los últimos trimestres. Ni siquiera en 2009, cuando el PIB llegó a descender el 4%, bajaron como lo han hecho en los últimos dos trimestres, entre el 8% y el 9%.
Una reclasificación de tipos [modificación de gravámenes de determinadas categorías de productos] viene a ser una subida de impuestos sin que lo parezca [podría elevar del 10% al 21% algunos alimentos o incluir algunos productos en el grupo de tipos más elevados]. En países que lo han hecho, como Portugual, ha tenido consecuencias muy negativas. Las reclasificaciones, como la subida del IVA de algunos alimentos, pondría contra las cuerdas a las categorías afectadas. Sería dramático para el consumo.

P. El año 2012 fue el primero que alimentación cerró en negativo. ¿Qué previsión hay para este ejercicio?
R. Todavía no tenemos datos fiables de septiembre y octubre. Va a ir un poco mejor que el año pasado. La predicción se apoya en que el turismo se ha comportado muy bien en verano y eso va a ayudar bastante. Además, esperamos que una parte de los 5.000 millones de euros de la paga de los funcionarios vaya a consumo. Globalmente, cuando termine el año, previsiblemente, no habrá caída pero tampoco crecimiento.

P. ¿Y textil o electrónica?
R. Sigue siendo un año muy complicado para equipamiento del hogar, electrodomésticos y textil. El consumidor ha retrasado las compras. La electrónica de consumo lleva una caída acumulada del 40%. Eso hace que en 2013 hayan estado muy penalizados.

P. ¿Veremos más cierres?
R. El sector está muy presionado en estos momentos por la vía de la caída de ventas y por la reducción de los márgenes por las promociones. Es previsible que pueda haber más cierres en los próximos 12 o 24 meses, sobre todo porque hay un exceso de capacidad, ya que han seguido incrementándose los metros cuadrados.


P. ¿Cómo se casa eso con las aperturas de nuevos megacentros?
R. Los grandes centros comerciales llevan un periodo de maduración largo. Algunos se planificaron antes de que la crisis se mostrara con toda su intensidad. Una gran superficie bien situada y planteada sigue teniendo su interés.


P. ¿Y fusiones?
R. Es una consecuencia lógica de un mercado maduro. Las concentraciones suelen ocurrir como una forma de reacción de la capacidad productiva. En la medida que baje la prima de riesgo y la actividad económica en España se vaya recuperando aumentará el interés de los inversores extranjeros.

P. ¿Para cuándo la internacionalización?
R. El mercado español está en una coyuntura muy complicada. Por ello, cualquier compañía que tenga un proyecto internacional sólido está mejor posicionada para resistir la crisis. Exportar deberían hacerlo todas, es la palanca sobre la que pivota la salida de la crisis. España es uno de los cinco países del mundo donde más crecen las exportaciones.

“La compra electrónica crece el 15%”

Francisco Javier Campo
Francisco Javier Campo

El dato positivo del consumo viene de la mano del comercio electrónico. Las operaciones de compra online acumulan este año un crecimiento del 15%.
“El mundo digital está produciendo un cambio muy profundo en los consumidores y también está ayudando al proceso de racionalización del gasto”, –asegura Campo–, quien insiste: “Está claro que es el canal que más ha crecido durante la crisis”.
“Queda mucho camino por recorrer porque en el sector de gran consumo solo un 12% de los consumidores ha comprado alimentación o droguería por internet este mes, frente al 28% que adquirió un viaje”.
Respecto al pago por móvil, considera que ha venido para quedarse y que se implantará. Recuerda que para las grandes cadenas, el efectivo siempre ha sido un engorro y alaban cualquier medida que lo reduzca. No obstante, señala: “Me parece prematuro afirmar que estas Navidades serán las de la compra mediante smarthpone. Será una realidad cuando haya suficiente masa crítica porque aún representa un porcentaje pequeño de las ventas.
La tecnología también está ayudando al tradicional código de barras que tienen todos los artículos. Así, además de facilitar el precio, si el consumidor coloca el teléfono inteligente delante del código tiene acceso a mucha información, como los componentes del artículo o los valores nutricionales de un alimento o toda la cadena de trazabilidad. Reconoce que “las redes sociales hacen que la información fluya rápidamente de un lugar a otro y esto ha hecho que hayan aportado transparencia”.

Normas