Campeonato de España Iberdrola de Vela Adaptada
El equipo asesorado por el campeón olímpico Fernando Echávarri (primero de la izquierda) ganó la competición en la categoría Damm 5.5.
El equipo asesorado por el campeón olímpico Fernando Echávarri (primero de la izquierda) ganó la competición en la categoría Damm 5.5.

Integración a toda vela

Sanxenxo escenificó una inédita regata en la que discapacitados compitieron bajo la asesoría de medallistas olímpicos en el campeonato español de vela adaptada

Gracias al trabajo de instituciones vinculadas al mundo de la vela y el apoyo de grandes empresas, este deporte náutico se está convirtiendo poco a poco en un medio de integración social de las personas con discapacidad.

Prueba de este avance ha sido la celebración en aguas de Sanxenxo del Campeonato de España Iberdrola de Vela Adaptada, en el que han participado regatistas procedentes de Cataluña, Andalucía, Murcia, Valencia y la comunidad anfitriona, Galicia.

La competición, que se disputó entre el 9 y el 11 de agosto en la ría de Pontevedra, contó con el atractivo de ser la última gran cita antes del campeonato mundial de la clase 2.4mR que en estos momentos se celebra en Kinsale, en la costa sur de Irlanda. De hecho, el evento contó con la participación del equipo nacional al completo.

Paco Llobet, representante español en los juegos paralímpicos de Londres 2012, confirmó su condición de favorito al título al coronarse como vencedor absoluto del certamen. El catalán se mostró imparable en el campo de regatas y, tras sumar un tercer puesto y dos primeros en las tres mangas del campeonato, se colgó la medalla de oro nacional.

El torneo tuvo el aliciente de ser la antesala del mundial que se disputa en la costa sur de Irlanda

Francisco Piñeiro, único representante de Galicia en el equipo nacional, y el cartagenero Antonio Maestre completaron el cajón de honor. En su camino al podio debieron superar a regatistas paralímpicos como el alicantino Rafa Andarias, el malagueño Javier Contreras o el catalán Jordi Cargol.

El Real Club Náutico de Sanxenxo, organizador del campeonato, aprovechó el evento para realizar una experiencia inédita en el mundo de la vela con el objetivo de dar un paso más hacia la integración de las personas con discapacidad en la práctica de este deporte. Así, junto a la flota paralímpica de 2.4mR navegaron también, juntos pero no revueltos, los cinco Damm 5.5 del Centro Nacional de Vela Adaptada Fundación Mapfre de Sanxenxo.

Lo interesante es que la tripulación de cada uno de estos barcos en liza estuvo formada por un mínimo de cuatro personas, de las que tres fueron seleccionadas por Cogami (la Confederación Gallega de Personas con Discapacidad) y una fue un deportista profesional que patroneó la embarcación.

En total, en esta categoría participaron 17 personas con algún tipo de discapacidad que, gracias a esta iniciativa, tuvieron la oportunidad de formar equipo con los campeones olímpicos Fernando Echávarri y Antón Paz, el vueltamundista Pablo Iglesias y los regatistas gallegos Pepe Lis y Nicolás Rodríguez.

El barco asesorado por Echávarri fue el mejor de la cita. Junto a él estuvieron Jesús Seoane, Diego Saavedra, Francisco Carrera y Santiago Táboas.

El segundo puesto fue a parar a manos de David Suárez, Paula Táboas y Manuel Gil, que llevaban a Iglesias como asesor, mientras que Pepe Lis con Conchi Fernández, María Jesús Maquieira, Ana Vázquez y Paula Pensado completaron el podio.

Las tripulaciones de Antón Paz y Nicolás Rodríguez fueron cuarta y quinta en la línea de llegada de esta regata pionera.

Iberdrola, patrocinador del equipo paralímpico

Paco Llobet, a la derecha, recibe el trofeo de manos de Francisco Silva, delegado de Iberdrola en Galicia.
Paco Llobet, a la derecha, recibe el trofeo de manos de Francisco Silva, delegado de Iberdrola en Galicia.

La relación de Iberdrola con la vela adaptada no es nueva. La empresa apoya el Plan ADOP (Apoyo al Deporte Objetivo Paralímpico) desde su lanzamiento en 2005.

Además, es patrocinador del equipo paralímpico de vela, cuya sede está en la antigua Base Iberdrola del puerto de Valencia.

Con el apoyo de la compañía, España consiguió en los Juegos de Londres 2012 el primer diploma de su historia en esta disciplina.

Actualmente, el grupo es uno de los primeros patrocinadores del equipo paralímpico español, que competirá en Río 2016 gracias al acuerdo suscrito con el Comité Paralímpico Español en julio pasado.

Por si fuera poco, está en marcha también el Circuito Iberdrola, una de las grandes apuestas de la Real Federación Española de Vela, que consta de seis pruebas que preceden al Trofeo Internacional Iberdrola, el cual está previsto para después del verano.

Normas