El banco apunta a una “actividad comercial robusta”
Sede de Crédit Agricole en París.
Sede de Crédit Agricole en París.

Crédit Agricole gana el 44,2% más en el primer semestre

El banco francés Crédit Agricole (CA) informó hoy de que en el primer semestre del año el resultado neto del grupo se situó en 2.410 millones de euros, un 44,2% más que en el mismo periodo de 2012.

Estas cifras, según indicó la entidad en un comunicado, confirman la tendencia registrada en los tres primeros meses, que apunta a una “actividad comercial robusta”, un coste del riesgo controlado, y una reducción de las cargas avanzada.

CA atribuyó la mejora principalmente a la desaparición de las pérdidas operacionales en Grecia en el segundo trimestre de 2012, y a haberse adaptado, en palabras de su director general, Jean-Paul Chifflet, “al contexto económico y reglamentario”.

El banco galo tuvo en el primer semestre un resultado bruto de explotación (Ebitda) de 5.894 millones de euros, un 14,9% menos que en los seis primeros meses de 2012, mientras el resultado de explotación retrocedió un 19,2%, hasta los 3.735 millones.

En ese mismo periodo, el producto neto bancario se estableció en 15.799 millones, un 6,8% menos, mientras que las cargas de explotación descendieron un 1,3%, “pese a las nuevas tasas sociales y fiscales”.

“El grupo presenta un nuevo perfil y se adapta al contexto económico y reglamentario. Avanza conforme a la trayectoria fijada apoyándose en sus fortalezas y en su solidez financiera, al tiempo que mantiene los esfuerzos para reducir las cargas”, subrayó Chifflet en la nota.

Solo en el segundo trimestre, el resultado neto del grupo se situó en 1.385 millones, un avance del 71,5%, que en el caso del Ebitda fue del 4,8%, hasta los 3.186 millones, y en el del resultado de explotación del 9,2%, hasta los 2.206 millones de euros.

Las cuentas parciales de la entidad precisaron igualmente que de abril a junio el grupo mantuvo el refuerzo de su situación de liquidez, cuyas reservas, de una cuantía de 233.000 millones, cubren, según el comunicado, los recursos de mercado a corto plazo.

El presidente del banco, Jean-Marie Sander, añadió que con más de 484.000 millones de euros en créditos distribuidos por las cajas regionales y LCL, el grupo es “el primer financiador de la economía francesa, y juega un rol primordial para el retorno del crecimiento en Francia”.

Normas