El grupo nacionalizado será subastado en octubre
Una sucursal de Catalunya Caixa, en Barcelona.
Una sucursal de Catalunya Caixa, en Barcelona. REUTERS

Catalunya Caixa ganó hasta junio 183 millones por la caída de costes financieros

Catalunya Caixa ha cerrado el primer semestre de 2013 con un beneficio neto atribuido de 183 millones de euros, gracias en buena medida a la fuerte caída de los costes financieros de la entidad, que se redujeron en el periodo un 26%.

El grupo nacionalizado, cuya subasta se retomará en octubre, ha dejado atrás las voluminosas pérdidas del pasado ejercicio. Tras realizar fuertes saneamientos y transferir buena parte de sus activos inmobiliarios a Sareb, la entidad vuelve a ganar dinero.

El margen de intereses obtenido por Catalunya Caixa se sitúa en 264 millones de euros. Esta cifra significa una reducción interanual del 5,9% como consecuencia del traspaso del crédito promotor a Sareb, aunque la reducción es inferior a la disminución media observada en el conjunto del sector.

Esta tendencia al alza del margen de intereses se prevé que se mantendrá este ejercicio "como consecuencia de la contención en los costes financieros", explica la entidad en un comunicado. Estos se han moderado por la limitación a la guerra del pasivo decretada por el Banco de España y por la caída del tipo de interés en la financiación mayorista, gracias a la mejora d ela prima de riesgo.

El margen básico, que incluye el margen de intereses más comisiones, alcanza 409,7 millones de euros (+48,9%) y el resultado de explotación alcanza los 542,2 millones de euros (+149,5%) gracias a la mejora del margen bruto y a la reducción de gastos de explotación del 9,2%, fruto de un plan de racionalización de costes de la entidad. La realización del plan de reestructuración de la entidad, aprobado por la Comisión Europea, "permitirá conseguir nuevas reducciones de costes y mejoras de eficiencia", explica Catalunya Caixa.

Por lo que se refiere a la captación de recursos, el volumen total (depósitos de clientes y financiación con cámaras) se sitúa en 41.834 millones de euros, lo que significa un crecimiento del 2,8% respecto al cierre del 2012.

Gracias al ajuste del riesgo crediticio y a la mejora de recursos de clientes, el gap comercial entre financiación y recursos de clientes minoristas se ha reducido en 524 millones, mejorando la estructura de balance de la entidad y situando la ratio créditos / depósitos en un 129%.

Normas