Declaraciones del presidente de Adif
El presidente del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif), Gonzalo Ferre.
El presidente del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif), Gonzalo Ferre.

Adif dice que el maquinista debió frenar cuatro kilómetros antes

Cuatro kilómetros antes del lugar del accidente el maquinista ya tiene notificación de que debe reducir la velocidad

Ferre defiende que todos los sistemas de seguridad funcionaron correctamente

El presidente del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif), Gonzalo Ferre, ha asegurado hoy que el maquinista del tren siniestrado tenía que haber empezado a frenar cuatro kilómetros antes de llegar a la zona donde se produjo el accidente.

En una entrevista con Efe, Ferre ha apuntado que “cuatro kilómetros antes del lugar donde se produce el accidente (el maquinista) ya tiene la notificación de que tiene que empezar a reducir la velocidad, porque a la salida del túnel tiene que ir a 80 (kilómetros) por hora”.

Ferre ha defendido que funcionaron todos los sistemas de seguridad y que, en cualquier caso, el maquinista tenía una hoja de ruta con todas las indicaciones porque “esa es la función del maquinista dentro del tren”, es decir, “controlar la velocidad”, porque “si no, sería un pasajero”.

"No es un accidente de AVE"

El presidente de Renfe, Julio Gómez-Pomar Rodríguez, ha asegurado hoy que la tragedia ocurrida en Santiago en el siniestro ferroviario del pasado miércoles, “no es un accidente de la alta velocidad española”.

Gómez-Pomar ha indicado en declaraciones a Efe que lo sucedido es “un terrible y lamentable” accidente pero que “no se ha producido en una vía de alta velocidad, no se ha producido en un tren de alta velocidad y que, por lo tanto, no es aplicable a lo que entenderíamos por un accidente en un tren de alta velocidad”.

Y de este modo, ha dicho se lo comunicarán a las autoridades brasileñas, país en el que un consorcio integrado por Renfe y otras empresas españolas opta a un contrato para construir alta velocidad ferroviaria.

“Nos vamos a reunir con las empresas del consorcio que va a competir en Brasil para ver qué tipo de acciones, con carácter de comunicación, explicación, podemos hacer para que quede totalmente claro que esto no es un accidente de la alta velocidad española”, ha asegurado.

 

Normas