Vida Jurídica

Consejos jurídicos para emprendedores

Las vías fiscales de la nueva ley de apoyo a los emprendedores van a dar mucho juego

Varios expertos ofrecen pautas a tener en cuenta por los nuevos empresarios

Consejos jurídicos para emprendedores

En una tesitura como la actual, en la que el nivel de contratación de trabajadores por parte de las empresas no es suficiente para absorber el paro que se ha generado, en la que la actividad emprendedora se encuentra por debajo de la de los países de nuestro entorno, y en la que es vital impulsar el crecimiento económico mediante todos los mecanismos posibles, el Gobierno remitió el pasado mes de mayo a las Cortes el Anteproyecto de Ley de Apoyo a los Emprendedores y su Internacionalización. ¿Qué aspectos legales debe tener en cuenta quien se vaya a lanzar a una aventura empresarial? ¿Qué no puede dejarse en el camino? Diferentes expertos en finanzas y derecho, dan consejos legales en el momento de emprender.

 Es necesario establecer una toma de control entre el emprendedor y el inversor, para así determinar cuál de las dos partes tiene capacidad para decidir o para votar en una situación determinada”, explica Lourdes Moreno, profesora de finanzas en Deusto Business School y especialista en emprendimiento y economía. Ella también coincide con la ley en la conveniencia de firmar un pacto de socios o un pacto de accionistas, con el que se regulen no sólo las relaciones entre las partes, sino la gestión del negocio en un futuro. Un tema estrictamente jurídico que afectará al rumbo de la compañía. Esta escuela de negocios, a la que han pertenecido personalidades como Emilio Botín, Joaquín Almunia o José Ignacio Goirigolzarri, cuenta con la Red de Inversores Crecer +, que aconseja jurídicamente a emprendedores.

Es muy útil, además, firmar las cláusulas de no competencia, para que ambas partes se comprometan a entregar todo su tiempo de trabajo e ideas al proyecto en cuestión”, añade. Otras medidas, como las cláusulas de arrastre y acompañamiento, son también muy efectivas. Este pacto se firma entre un socio mayoritario y otro minoritario, y estipula que, en el caso de la posible compra total de la sociedad por parte de un tercero, la parte minoritaria que no quiere vender, se vea obligada a acompañar a la parte mayoritaria y que así sea vendida la sociedad en su totalidad. “Las nuevas vías jurídicas de esta ley no van a dar mucho juego, en cambio, la parte fiscal, sí”, finaliza.

 El impacto de este proyecto normativo fomentó que APD (Asociación para el Progreso de la Dirección) y EY (antes Ernst & Young Abogados) convocase este mes la jornada Emprender en España, con el objetivo de analizar las principales medidas pertenecientes a la nueva norma.

"Emprender no es sólo crear una empresa, es también dar el salto y salir al exterior para internacionalizarse", Alfonso Puyol, socio EY Abogados.

El empresario es como un aventurero porque tiene que hacer todo por su propia cuenta. El socio de EY Abogados (antes Ernst & Young), Raúl García, así lo cree. Y para ejemplificarlo señaló el caso de Albert Bosch, empresario y aventurero español, quien fuera el primer catalán en llegar al Polo Sur, en una expedición en la que anduvo durante 67 días por la Antártida sin recibir ninguna ayuda exterior. De hecho, definió a cualquier emprendedor como un “aventurero extremo”, por la gran ambición y compromiso que muestra y porque está rodeado siempre de riesgo e incertidumbre. En definitiva, porque ha de hacer todo por su cuenta.

Junto a García, intervinieron Francis Silván y Alfonso Puyol, todos ellos socios de la firma EY Abogados. Los tres expertos han recibido el nuevo decreto con optimismo. “La ley es mejorable, pero crear una nueva norma fiscal de Seguridad Social y laboral es beneficioso para el emprendedor”, afirmó Silván. Y es que esta ley presenta una serie de medidas que ayudarán al empresario.

“La crisis puede ser un buen momento para transformar, para crear la cultura del emprendimiento de la que hemos carecido a lo largo de la historia”, Francis Silván, socio EY Abogados.

Los ponentes coincidieron en que el principal problema al que se enfrentan los emprendedores hoy en día es la escasez de recursos. “Se estima que los fondos disponibles en el mercado para financiar proyectos oscila entre los 3.200 millones y los 5.000 millones de euros. Dinero hay, lo que hay que encontrar es quién lo tiene y quién te puede ayudar”, señaló Silván. “Aquí deben jugar un papel fundamental el capital riesgo, cuyo objeto principal es la toma de participaciones temporales en el capital de empresas”, recalcó. Las más conocidas y a las que se hicieron mención son la venture capital (capital de riesgo) y la private equity (capital privado), aunque también se habló de un fenómeno en auge, los bussines angels (inversores privados), los cuales no aportan sólo dinero, sino que al tratarse de empresarios o profesionales cualificados, también brindan su apoyo con sus conocimientos y experiencia. “Buscan el beneficio económico, pero su finalidad es también la de devolver a la sociedad parte de lo que ésta le ha dado”, aseguró Puyol.

“La agilización en materia de permisos de trabajo y de residencia con el objeto de traer talento a España, va a suponer una auténtica revolución”, Raúl García, socio EY Abogados.

Una de las medidas más esperadas es la creación de un régimen especial del IVA de caja, con el que las pymes y autónomos podrán aplazar el pago hasta el momento del cobro de la factura. “Es una de las medidas estrella que necesitaba el empresario y el emprendedor. Le damos la bienvenida”, señaló Puyol.

Los expertos recordaron el refuerzo que supone el proyecto a la internacionalización de la empresa. “Emprender no es sólo crear una empresa, emprender también es dar el salto y salir al exterior e internacionalizarse”, explicó Puyol. El decreto prevé además una agilización de los permisos de trabajo y de residencia con el objeto de atraer talento a España. “Va a haber una auténtica revolución en materia de permisos de trabajo y de residencia”, añadió García.

Medidas tan importantes como disponer de ventajas fiscales para fomentar la reinversión, cotizaciones más bajas para pluriempleados, responsabilidad limitada ante las deudas, abaratamiento de los costes iniciales, segundas oportunidades para reflotar negocios o la creación de una nueva figura mercantil, el Emprendedor de Responsabilidad Limitada (ERL), que permitirá que el emprendedor pueda limitar su responsabilidad por las deudas empresariales, constituyen piezas importantes de esta batería de reformas.

Pese a la amable acogida que ha tenido este proyecto entre los empresarios y emprendedores, los expertos echan en falta que se profundice más en ciertas medidas. “Una de las cosas que más perjudica al emprendedor es la enorme carga burocrática que sufre. Eso es tiempo y es dinero que se gasta”, señaló Puyol, en referencia a que la reducción de cargas administrativas que contempla el decreto no es suficiente. También se hizo mención a la necesidad de ahondar más en el ámbito territorial para permitir salvar la distancia geográfica que dificulta lanzar proyectos empresariales en distintos lugares de España. “Echo en falta un cambio en la normativa totalmente fracturada que existe en nuestro país, porque lo que estoy haciendo bien en un sitio, puedo estar haciéndolo mal en otro. Y esto es algo que debe de cambiar”, añadió Puyol.

La jornada concluyó con un mensaje de optimismo por parte de los ponentes, y recordaron la necesidad de aprovechar la coyuntura para lanzarse al exterior. “La crisis puede ser un buen momento para transformar, para crear la cultura del emprendimiento de la que hemos carecido a lo largo de la historia”, recalcó Silván. “Es un momento difícil para el emprendimiento, pero a la vez es un momento de oportunidad”, finalizó García.

 

Normas
Entra en El País para participar