El banco malo no ha comenzado a vender sus activos

Deutsche cree que Sareb hace bien al retrasar sus ventas

La entidad cree que el precio de las viviendas le quedan años para terminar de ajustarse

Imagen de Deutsche Bank
Imagen de Deutsche Bank

A Sareb no le interesa introducir aún sus activos en el mercado y está haciendo lo correcto al no precipitarse por comenzar a vender. Así lo defendió ayer Diego Jiménez-Albarracín, responsable de renta variable del centro de inversiones de Deutsche Bank, durante la presentación de las perspectivas económicas de la firma para el segundo semestre de 2013. En su opinión, el banco malo se enfrenta a un mercado inmobiliario que cuenta ya con una gran oferta de propiedades a la venta, y le conviene esperar a un momento más idóneo, evitando inundar un mercado ya masificado.

Sareb, de hecho, compite en estos momentos con la basta oferta inmobiliaria que pesa en los balances del sector financiero español. Con la excepción de BBVA, se da la situación, además, de que el grueso de estas entidades tienen participación directa en el capital de Sareb.

De otra parte, Jiménez–Albarracín estimó que al precio de la vivienda le quedan años para terminar de ajustarse. El lugar donde más bajará, dijo, será en las zonas costeras,  por su exceso de promociones.

Según los datos publicados hoy por EFE la oficina comunitaria de estadística ha comunicado que España es el país de Europa en el que más ha bajado el precio de la vivienda. En el primer trimestre de este año los precios han disminuido un 12,8% con respecto al mismo periodo de 2012. Manuel Gandarias, director del Gabinete de Estudios de pisos.com, ha comunicado que la compraventa de viviendas sigue arrojando tasas negativas, tras caer nuevamente en mayo, debido a la escasa financiación y al desempleo.

En la presentación realizada por Deutsche Bank, la economista jefe del banco Rosa Duce cree que a España le espera un crecimiento cero mientras que en el cuarto trimestre el PIB crecerán en torno al 0,1 ó 0,2 por ciento. Además afirma que "lo peor de la recesión ya ha pasado". En cuanto a Europa prevé una caída del PIB del 0,6 % anual al cierre de 2013 y un crecimiento del 1 % en 2014.

Normas