Prorrogable a un tercero

Huawei será socio tecnológico de la Liga de fútbol durante dos años

La compañía china será socio tecnologico exclusivo de la Liga de Fútbol Profesional e incluirá contenidos de la competición en sus dispositivos.

Huawei será socio tecnológico de la Liga de fútbol durante dos años
DIARIO AS

La compañía tecnológica china Huawei continúa con su penetración en el mercado español, y ha elegido un socio estratégico para adquirir más visibilidad. A partir de ahora, se convierte en patrocinador de la Liga de Fútbol Profesional (LFP) para los dos próximos años con opción a otro más.

La figura del patrocinio es la de socio tecnológico exclusivo, que permitirá a ambas partes la realización de actividades promocionales y de contenidos interactivos de la competición que serían preinstalados en los teléfonos móviles de la compañía china. Huawei también podrá hacer uso de determinados derechos de imagen de la LFP, tales como escudos de equipos o imágenes de jugadores, para sus propios productos.

Su consejero delegado en España y Portugal calificó el acuerdo de “espaldarazo para llegar a nuestros consumidores”. La marca quiere estar entre las principales del sector en España para 2015, y para ello ya firmó acuerdos de patrocinio deportivo, por ejemplo, en las camisetas del Atlético de Madrid en algunos partidos de la temporada 2011/2012 y en la final de la Supercopa de Europa, y mantiene con el club rojiblanco un acuerdo de colaboración.

El acuerdo también es estratégico para la patronal de los clubes de fútbol, ya que ir de la mano del principal fabricante chino de dispositivos móviles podrá abrirle las puertas del mercado televisivo de aquel país: “la LFP potencia aún más su proyección en otros mercados y en otros continentes como el asiático”, recalcó su presidente, Javier Tebas, quien también adelantó en el acto de presentación que algunos de los partidos más importantes de la próxima liga adelantarán su horario para llegar al televidente chino.

Hace escasos días, la LFP y BBVA renovaron el patrocinio por el que el banco pone el nombre a la liga de primera división, a cambio de 23,5 millones anuales en un contrato de tres años.

Normas