En los tres primeros meses del año

El Grupo La Caixa obtiene un beneficio de 461 millones

Isidre Fainé, presidente de CaixaBank.
Isidre Fainé, presidente de CaixaBank.

La entidad ha mantenido el esfuerzo en dotaciones y saneamientos y ha destinado los últimos 902 millones de euros para cumplir íntegramente con la reforma financiera del Gobierno, ha informado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La Caixa ha contabilizado también la diferencia negativa de consolidación generada en la adquisición de Banco de Valencia por un importe neto de 1.777 millones, así como 128 millones de euros de plusvalías brutas obtenidas tras la venta de un 3% de la participación en Abertis al grupo constructor OHL.

El grupo que preside Isidre Fainé ha alcanzado hasta marzo un margen de intereses de 896 millones de euros, un 17,8% más que en 2012, mientras que el margen bruto ha caído un 2,6%, hasta los 1.813 millones.

El margen de explotación ha sido negativo en 5 millones de euros, frente a los 1.031 números positivos del año anterior.

Tras las integraciones de Banca Cívica y Banco de Valencia, La Caixa refuerza su posición como primera entidad financiera del país, con 13,8 millones de clientes, 6.400 oficinas y unos activos de más de 378.000 millones de euros.

En este primer trimestre, el volumen de negocio del grupo se ha situado en 527.898 millones, un 2,3% más, gracias a la incorporación de Banco de Valencia.

La ratio de morosidad de La Caixa se sitúa ahora en el 9,47%, mientras que las provisiones de la cartera crediticia han aumentado hasta los 16.837 millones, lo que supone 4.756 millones más que a cierre de 2012.

La cartera de inmuebles adjudicados para la venta se sitúa a 31 de marzo de 2013 en 7.731 millones de euros netos.

En cuanto a la liquidez, se sitúa en 61.325 millones de euros, en su totalidad de disponibilidad inmediata, lo que representa un 16,2% del total de los activos a 31 de marzo.

Normas