Los administradores de fincas destacan que la banca ha seguido incurriendo en mora
El presidente de la AEB, Miguel Martín.
El presidente de la AEB, Miguel Martín.

La AEB transmitió a los bancos el malestar de las comunidades de vecinos por el impago de cuotas

La AEB remitió copia a sus asociados de las quejas de los administradores de fincas.

Bancos y cajas acumulan 256 millones de deuda por las cuotas de inmuebles adjudicados.

El presidente de la Asociación Bancaria Española, Miguel Martín, dio parte a las entidades asociadas a la patronal bancaria de las quejas recibidas por parte del Consejo General de Colegios de Administradores de Fincas de España (CGCAFE), que denunció a comienzos de año que la banca se ha convertido en un moroso habitual de las comunidades de vecinos por los inmuebles que se ha venido adjudicando.

“Procedo a remitir copia a los bancos integrados en esta Asociación”, indicó Martín por carta a Salvador Díez Lloris, presidente del CGCAFE, apenas unos días después de recibir el comunicado del Consejo.

En el texto, los administradores de fincas advertían de que “muchas entidades financieras” no están cumpliendo con sus obligaciones ante las comunidades de vecinos y que “la falta de pago de las cuotas (tanto ordinarias como extraordinarias) se está prorrogando en muchos casos durante meses e incluso años”.

“Además del efecto negativo que puede imaginar se está produciendo sobre las maltrechas finanzas de un gran número de edificios”, continúa la misiva, “se está generando un enorme malestar entre el conjunto de los propietarios” quienes “han visto desahuciar de estas viviendas, precisamente por falta de pago, a sus vecinos de toda la vida”.

Efectivamente, el secretario general de la AEB, Pedro Pablo Villasante, hizo llegar copia del texto a los responsables de los bancos de la asociación, destacando que su autor “nos traslada su preocupación por las relaciones de las entidades financieras con las comunidades de propietarios”.

La “preocupación por las relaciones” se deriva de que el conjunto de las entidades financieras adeuda 256 millones de euros a las comunidades de vecinos, lo que supone un 16% de la morosidad que sufren las fincas. En algunas provincias, no obstante, cajas y bancos son responsables de uno de cada tres euros de la deuda de las comunidades, como es el caso de Soria, denuncian desde el CGCAFE.

Desde el Colegio de Administradores de Fincas critican que la única contestación que han recibido de la patronal bancaria ha sido un “acuse de recibo” de la misiva remitida a Miguel Martín, pero que el sector, lejos de haberles facilitado alguna solución, sigue incurriendo en el impago generalizado de las cuotas.

Normas