_
_
_
_
_
Moda

Adiós a la modista, hola al 'egoblog'

España, exportador de moda con un modelo nacido hace 30 años

¿Me queda estrecho de sisa? -No señora, le sienta fenomenal. -¿Cómo le hago el bajo? -A la rodilla. No lo suba más". Hace más de tres décadas que se podría haber escuchado esta conversación, tan típica como corriente, en una boutique de moda de señoras de una gran ciudad o quizá en el taller de una modista de barrio. De aquella forma de vestir, tan personal y exclusiva, poco queda. Ahora ya no extraña ni avergüenza dos personas ataviadas con la misma prenda o que alguien exponga sus modelitos en los llamados egoblogs de internet. El mundo de la moda, como España, empezó a conocer lo que era la democracia a finales de los setenta.

Llegaron para quedarse en nuestro armario -y en el de la mayoría de mujeres del mundo-. Las cadenas de ropa de nuestro país, grandes embajadoras de la marca España, son las responsables del enorme cambio en la forma de fabricar, distribuir, vender e incluso consumir prendas textiles. Al grupo gallego Inditex (donde se integra Zara) o a la catalana Mango les debemos poder llevar puestas las últimas tendencias a precios competitivos.

En 1975 es posible que Amancio Ortega, fundador de Inditex, no imaginara lo que estaba creando. Entonces abría en La Coruña la primera tienda Zara, el buque insignia de los 1.830 establecimientos, repartidos en 85 países, que posee en la actualidad. Desde los Campos Elíseos en París hasta la Quinta Avenida de Nueva York, no hay arteria comercial en el mundo que no conozca Amancio Ortega.

De su modelo de negocio han corrido ríos de tinta. Realizar de primera mano todas las fases del proceso, como el diseño y la fabricación de prendas, permite abaratar costes y acortar plazos. Justamente, el tiempo es el otro pilar de Inditex: "Somos capaces de adaptar la oferta en un tiempo récord a los deseos de los clientes", explican desde la compañía.

En 1984 nació Mango de la maleta del empresario Isak Andic. Su director general, Enric Casi, lleva más de 30 años vinculado a la empresa y desde 1996, en el cargo que ostenta. "En estos años hemos logrado mucho", señala. Se enorgullece de "haber socializado la moda", y recuerda: "Hicimos prendas de vestir para todo el mundo".

"En esta época es imposible competir sin una buena relación calidad precio", apunta Casi. Mango encontró el equilibrio perfecto comprando fuera aquello que se demandaba. Sus tiendas físicas, más de 2.000 por todo el mundo, acaban de sufrir una importante remodelación, "necesaria en épocas de crisis", añade el director. Además, poco a poco se abre camino el negocio online, que "ya supone el 4,5% de nuestras ventas y le queda muchísimo recorrido", asegura.

Enric Casi no recuerda "una crisis mundial así". Y no es que Mango sufra precisamente sus consecuencias, ya que sus ventas han aumentado un 22% en el último periodo. Sin embargo, han adaptado las colecciones al momento: ropa para más usos.

También hay lujo

España es la cuna del fast-fashion aunque también exporta lujo y exclusividad con firmas como Loewe o Custo Barcelona. Una industria que vendió fuera 10.303 millones de euros en 2012, según el Icex.

Un salto sin freno

DICIEMBRE DE 1988. En esta fecha, Zara abría su primera tienda en Oporto (Portugal). Dos años más tarde se hizo un hueco en la capital mundial de la moda, París. En el año 2000 los países árabes ya conocían la cadena gallega y el último hito ha sido conquistar el mercado de la India y Sudáfrica. Además, en estos 38 años Inditex no se ha conformado solo con Zara. Ha diversificado su oferta en función del público objetivo lanzando otras marcas como Pull and Bear (urbana), Oysho (lencería y ropa interior) o su última apuesta, Uterqüe, dedicada a la marroquinería y complementos.

El secreto de su éxito

FINALES DE 1997. A finales de la década de los noventa, por primera vez en su historia, el volumen de negocio generado por Mango en el extranjero superaba al nacional. Casi 12 años más tarde, en 2010, ascendió al 81% del total. Algunos años antes, en 1994, se implantaba con éxito el sistema de gestión empresarial que sigue vigente a día de hoy, basado en equipos de trabajo especializados y coordinados entre sí. En la actualidad, la cadena de tiendas cuenta con más de 10.000 empleados en todo el mundo. La media de edad es de 30 años y en su mayoría (un 80%) son mujeres.

La aventura online

SEPTIEMBRE DE 2010. Tras el verano de 2010, Zara comienza a vender sus productos a través de su página web. Varios meses antes ya lo había hecho la enseña Mango. Desde entonces, este canal ha sido fuente de alegrías para el sector, ya que ambas cadenas rondan el 5% de los ingresos a través de las ventas por internet y estiman que tendrá un potente recorrido. El pasado mes de septiembre, la cadena de Inditex abría la venta online en China, un mercado amplísimo y con mucho futuro, de casi 500 millones de internautas, que se une a los más de 100 establecimientos que tiene en este país.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_