El 57% teme un boicot a los artículos de origen catalán

Los directivos del gran consumo creen que España debe pedir ya el rescate

Más de la mitad de los directivos de la industria del gran consumo en España cree que la política independentista proclamada por el gobierno catalán "puede ser preocupante" para el negocio de las compañías del sector. En una encuesta realizada ayer entre los asistentes al congreso de Aecoc la mayoría se mostró a favor de que el Gobierno pida el rescate a la Unión Europea.

La industria de gran consumo en España considera que el país debería solicitar cuanto antes el rescate financiero a Europa para reducir la prima de riesgo. Además más de la mitad de sus directivos teme un boicot a artículos catalanes por la política independentista seguida por el Gobierno catalán.

En una encuesta realizada ayer entre los cerca de 1.000 directivos que han acudido, entre el miércoles y el jueves, al congreso de la Asociación de Fabricantes y Distribuidores (Aecoc), el 58% se mostró favorable a que España solicite el rescate financiero como medida que permita reducir la prima de riesgo y los costes financieros que soportan Estado y empresas privadas.

El presidente de Aecoc, Francisco Javier Campo, advirtió durante su intervención en la inauguración del congreso, el miércoles, que reducir la prima de riesgo es esencial para las compañías de la industria de gran consumo en España. El director general de la asociación, José María Bonmatí, también ha destacado la necesidad de bajar esta variable. "No es posible que las empresas españolas estén recortando gastos y costes por todos lados y que luego por el aumento de la prima de riesgo no puedan competir con las empresas alemanas al subir la prima de riesgo", explicó.

Aecoc realizó la encuesta entre los directivos que han acudido al congreso proponiéndoles votar a través de un mando a distancia a una de cuatro respuestas posibles a preguntas planteadas a directores o responsables de varios medios de prensa (entre ellos CincoDías).

Otra de las preguntas presentadas fue: ¿qué consecuencias puede tener en el sector de la distribución y la alimentación la proclama independentista de Artur Mas? ¿creen que en algún momento puede derivar en un boicot a los productos que se identifiquen como catalanes?

El 57% de los directivos que votaron optaron por la respuesta que indicaba que efectivamente puede ser preocupante para estas empresas; un 18% respondió que "puede tener algún efecto aunque mínimo"; el 10% se acogió a la respuesta que decía que "no es bueno mezclar política con empresas"; el 8% cree que el consumidor no decide en estos términos "y menos en la actual situación económica" y el 6% señaló que "no en absoluto".

Los asistentes a Aecoc también se mostraron convencidos de que la internacionalización es una vía clara para tratar de reducir el impacto de la crisis en el mercado interno. Sólo el 8% de los encuestados respondieron que ahora "hay otras prioridades".

Próxima cita, Valencia

Francisco Javier Campo, presidente de Aecoc, adelantó ayer en la clausura del congreso que el próximo tendrá lugar en Valencia. Se celebrará los días 23 y 24 de octubre de 2013.

El congreso que terminó ayer ha estado marcado por las palabras de Campo en la inauguración, el miércoles, cuando solicitó a la clase política española consenso para superar la crisis y no partir el mercado único. Las políticas nacionalistas en Cataluña y País Vasco también han sobrevolado el Palacio de Congresos de Barcelona, en el que los directivos han comentado estos temas en corrillos vibrantes.

Antonio Garrigues Walker, presidente del bufete Garrigues; Belén Frau, directora de Ikea Ibérica; Xavier Orriols, presidente de Pepsico Ibérica; José López, vicepresidente de Nestlé; Ricardo Currás, consejero delegado de Dia; o Lluis Bach, presidente de Orangina Schweppes han sido algunos de los ejecutivos que han ofrecido conferencias.