El histórico secretario del consejo de El Corte Inglés deja el cargo

Juan Manuel de Mingo, cuya vida ha estado ligada al desarrollo de El Corte Inglés y del sector de la distribución en España, ha cesado como secretario del consejo del grupo presidido por Isidoro Álvarez. Otro hombre de la casa, Faustino José Atienza, le sustituye en el cargo.

Juan Manuel de Mingo es uno de los hombres del reducido grupo de ejecutivos de El Corte Inglés que los sábados se reunía con el presidente, Isidoro Álvarez, para repasar los temas candentes de la primera compañía de distribución en España. La vida de De Mingo, 83 años, ha estado ligada a la de El Corte Inglés y al desarrollo de la distribución en el país. Al ejecutivo de El Corte Inglés se le atribuye además un papel clave en la construcción de las patronales española y de Madrid.

De Mingo, que también es patrono secretario de la Fundación Ramón Areces, ha cesado recientemente como secretario del consejo de El Corte Inglés; De Mingo permanecerá como consejero del grupo. A principios de este mes el ex secretario del consejo de El Corte Inglés dejó también su cargo de presidente de la patronal de la distribución, Anged.

De Mingo llevaba al frente de Anged desde su fundación, en 1965. Desde su cargo en Anged el ejecutivo de El Corte Inglés ha reclamado siempre una mayor liberalización en el sector. "Somos un sector intervenido por 17 reguladores que complican la gestión de las empresas y elevan los costos de explotación al dificultarse la aplicación de economías de escala. Una regulación que atenta contra la competitividad y la generación de riqueza en el sector y que, en última instancia, perjudica a todos los

Consumidores", escribió De Mingo en la última memoria anual de Anged, del año 2011.

Cambios estructurales

El cese en su puesto por parte de De Mingo coincide con una serie de cambios estructurales en El Corte Inglés. La compañía ha renovado su estrategia comercial para adaptarse al contexto económico actual así como su planteamiento de sistema de compras unificando sus operaciones en una única central.

El Corte Inglés, que en los últimos 5 años ha invertido 6.500 millones, se centrará en el desarrollo de los formatos de menor tamaño y proximidad, dado que considera que su red de grandes almacenes ya está consolidada, con más de 80 establecimientos en España y Portugal y presencia en todas las grandes ciudades