En solo tres meses de implantación, las ventas han descendido un 13%

Los recortes sanitarios y el copago hunden el mercado farmacéutico

Los recortes sanitarios y la implantación del copago han conseguido contraer el tamaño del mercado farmacéutico, tanto en ventas como en unidades dispensadas. En los tres meses desde que se empezó a pagar parte del precio de los fármacos, las ventas han caído un 13% en facturación y un 8% en unidades. La previsión es que el mercado caiga un 11% a fin de año respecto de 2011.

Por primera vez desde que comenzaron los recortes en el ámbito sanitario, una medida de ahorro ha conseguido reducir, no solo lo que se ingresa sino también, el número de productos que se dispensan. El copago farmacéutico ha logrado, en tres meses, reducir el tamaño del mercado en un 8% en unidades vendidas y un 13% en ventas, según los datos recopilados por la consultora de referencia del sector IMS Health.

Los datos apuntan que, a cierre de año, el mercado farmacéutico habrá decrecido un 11% respecto del año pasado, según las previsiones de la consultora. Aun y todo, la directora de operaciones de IMS,_Concha Almarza, ya apuntó que esta estimación de decrecimiento "se va a quedar corta", dejando entrever que el hundimiento será mayor. La compañía utiliza para sus estudios los datos de venta en farmacia a paciente.

Almarza explicó, en un encuentro con la prensa, que las medidas aprobadas hasta ahora actuaban sobre todo en el precio del fármaco. De hecho, "el valor del segmento de productos sometidos a precio de referencia (donde compiten marcas y genéricos) se ha visto reducido en un 40% en el último año y medio", afirmó. Sin embargo, el copago ha reducido también el número de unidades vendidas, cosa inaudita hasta ahora.

La evolución de las ventas semanales y el análisis de las mismas por Comunidades Autónomas "dejan claro que el efecto es continuo en el tiempo", afirman en la consultora. Después de más de tres meses desde su entrada en funcionamiento, el mercado total de unidades sigue presentando crecimientos negativos cada semana y en todos los segmentos de producto, tanto en fármacos de marca como en genéricos y tanto en medicamentos caros como baratos.

IMS estima entonces que solo el efecto del copago reducirá el mercado farmacéutico en un 5% a cierre de año. El resto es consecuencia de las medidas aprobadas de rebaja de los precios de los medicamentos.

Estos recortes "están aquí para quedarse", aseguró Almarza. Sus estimaciones explican que el mercado farmacéutico no volverá a registrar crecimientos positivos al menos hasta 2016, que es lo más lejos que se atreven a predecir. Para 2013, la consultora estima un decrecimiento del 10% al menos. "Los nuevos lanzamientos no tendrán un impacto tan relevante", de cara a levantar estas caídas, señaló Almarza.

Los hospitales también pierden

El desplome ya ha llegado a la farmacia hospitalaria. IMS apunta que este año será el primero en el que la venta de fármacos en este segmento decrezca. Aunque lo hará más suavemente que en el canal de farmacia, dado que la mayor tasa de decrecimiento se dará en 2013-2014 y será de un -2%.

Los datos de IMS señalan que el mercado farmacéutico hospitalario estaría valorado en cerca de 6.000 millones de euros. El mercado farmacéutico relativo a las oficinas de farmacia estaba en cerca de 10.000 millones de euros en 2010 y ahora, ronda los 8.000 millones.

Los genéricos se colocan en el 'top 20'

Los fármacos genéricos recuperan cuota de mercado e incrementan su crecimiento en este entorno. En agosto de 2011, su participación en el mercado farmacéutico total era de 28,1% en unidades vendidas y agrupaban el 13,7% de las ventas. En agosto de 2012, su cuota de mercado en unidades vendidas es de un 33% y en valores, de un 17,4%.

La compañías de genéricos se refuerzan en este entorno con crecimientos de dos dígitos (como Stada, que crece un 33%) frente a caídas, también de dos dígitos de las farmacéuticas de marca, tradicionales en el podio de los más vendido. Pfizer, líder del mercado español, cae un 13%. Almarza, directora de operaciones de IMS Health, señaló como dato sorprendente que "cada vez hay más compañías de genéricos entre las 20 primeras del mercado español". En concreto, en el último podio ya ostentan buenas posiciones Teva, Cinfa y Stada.

Si la nueva regulación obliga a dispensar el medicamento genérico en prácticamente todos los casos en los que compita con la marca, excepto en casos de enfermos crónicos, "la industria tendrá que buscar un modelo para sobrevivir que se base en convencer a la Administración de las ventajas de cada uno de sus nuevos lanzamientos en cuestiones de mejora de la salud y de ahorro de costes", aseguró Almarza, entendiendo que se reducirían otros tratamientos y se mejoraría la salud de la población gracias al nuevo fármaco, reduciendo así por extensión el gasto farmacéutico. Tendrán que apoyar su desarrollo en los nuevos productos.

Sin embargo, la industria farmacéutica de marca se lamenta de que los nuevos lanzamientos de producto se retrasan en España por las dificultades burocráticas.