Neumáticos

Bridgestone aplicará nuevas regulaciones de empleo

El descenso de ventas obliga a la multinacional a intensificar los recortes de producción

La dirección de Bridgestone ha entregado nuevos expedientes de regulación de empleo para sus cuatro plantas en España -Puente San Miguel (Cantabria), Burgos, Basauri y Usánsolo (Vizcaya)-, que se aplicarán entre octubre y diciembre, y que suponen ampliar los actuales por el descenso de las ventas. Fuentes sindicales explicaron ayer a través de un comunicado que para la planta de Puente San Miguel se prevén 38 días de regulación de empleo, que se aplicarán del 6 al 10 y del 20 al 24 de octubre; del 3 al 7 y del 16 al 21 de noviembre; del 28 de noviembre al 3 de diciembre; y del 14 al 19 y del 26 al 30 de diciembre.

Además, se propone que los desplazados a otros plantas retornen a Cantabria el 30 de septiembre, e incluso se deja abierta la posibilidad de rescatar a trabajadores para la fabricación de determinadas dimensiones de ruedas si durante el ERE fuera necesario.

La dirección ha justificado los 38 días de regulación de empleo para los meses de octubre a diciembre en la previsible bajada de ventas para el cuatro trimestre de 2012 y el primero del año próximo, así como en la necesidad de comenzar 2013 en las mejores condiciones posibles.

La empresa ha comunicado su intención de aplicar las mismas condiciones vigentes salariales que en el actual para el caso de acuerdo con los sindicatos, lo que supone para los trabajadores cobrar la totalidad de los conceptos fijos sin pluses, oferta que en caso de desacuerdo se reducirá a la estipulado por el Inem.