Para hacer frente a las dificultades económicas

ArcelorMittal propone rebajar un 25% el coste salarial de plantilla

La dirección de ArcelorMittal España ha propuesto hoy a los sindicatos una rebaja de un 25% del coste salarial de la plantilla durante tres años, para hacer frente a las dificultades económicas derivadas del comportamiento del mercado mundial del acero.

Esta medida la han explicado los representantes sindicales tras mantener una reunión en la sede madrileña de la multinacional para abordar al acuerdo marco que establece las condiciones laborales de los trabajadores.

Según ha explicado a Efe el secretario de la sección sindical de UGT en ArcelorMitttal Avilés, Iñaqui Malda, la compañía ha puesto como fecha tope para llegar a un acuerdo el 20 de septiembre, y ha dicho que, de no haber un acercamiento de posturas, "la empresa se descolgará del convenio en vigor y aplicará la última reforma laboral". "Eso en mi pueblo se llama chantaje y nunca voy a negociar con un chantaje", ha declarado Malda.

Ese ahorro del 25% del coste salarial se lograría mediante la congelación de los sueldos durante tres años, un aumento de la jornada laboral equivalente a unos 12 días por año, según la primera estimación sindical, una rebaja en las primas y la supresión de la antigüedad durante ese trienio.

Por su parte, un portavoz de ArcelorMittal España ha explicado que la dirección de compañía se ha reunido con la representación sindical para abrir la mesa de negociación del acuerdo marco firmado en 2009 y vigente hasta diciembre de 2012.

La empresa ha informado a los representantes de los trabajadores sobre la situación del mercado internacional del acero, y más concretamente sobre la "atonía" de la demanda en el sur de Europa.

En el caso de España, está situación está agravada por el colapso del sector de la construcción, así como por la caída del consumo privado, ha informado el portavoz.

Asimismo, los representantes de los trabajadores han sido informados de la situación económica de la empresa en España y las medidas de contención de costes que se van a poner en marcha.

Ambas partes han quedado emplazadas a una nueva reunión el próximo lunes en Madrid, y, previamente, los sindicatos tratarán de consensuar una respuesta.