116.000 personas salieron ayer de Londres desde su mayor aeropuerto

Ferrovial celebra el fin de los Juegos rozando el récord de Heathrow

El aeropuerto londinense de Heathrow, operado por BAA, participada de Ferrovial, rozó ayer su récord de pasajeros en la primera de las tres jornadas de operación salida de los Juegos Olímpicos de Londres. Abandonaron el país por esa puerta 116.000 personas.

Ferrovial celebra el fin de los Juegos rozando el récord de Heathrow
Ferrovial celebra el fin de los Juegos rozando el récord de Heathrow

El aeropuerto de Heathrow vivió ayer una jornada de máxima exigencia al evacuar a unas 116.000 personas tras la clausura de los Juegos Olímpicos celebrados en la capital británica. Fuentes oficiales hablan de un pico muy cercano al récord histórico de 123.000 viajeros alcanzado el 29 de julio del 2011. En todo caso, la cifra supera en 21.000 personas la media diaria de cualquier mes de agosto.

Se calcula que hasta mañana miércoles 15.000 viajeros serán atletas olímpicos, patrocinadores y dignatarios de muy diversos países. Unos usuarios de carácter especial que utilizan una zona habilitada exclusivamente para ellos en el aeropuerto.

Heathrow, gestionado por BAA (empresa participada por la española Ferrovial en un 49,9%), es el aeropuerto con más tráfico de Europa. Tanto la compañía, como las aerolíneas y numerosos usuarios han coincidido durante los últimos días en el buen funcionamiento de la que es principal vía de entrada en Reino Unido. Ya en Londres, el metro es la otra infraestructura que más ha notado el incremento de usuarios, además del ferrocarril que une el propio Heathrow con la ciudad.

El pico de tráfico se alcanzó el 29 de julio de 2011, con 123.000 pasajeros

FERROVIAL 27,18 0,07%

"Tuvimos una respuesta muy favorable por parte de los atletas en el proceso de llegadas, pero el de salidas es un desafío completamente diferente", señaló ayer Simon Baugh, portavoz de BAA. "Estamos utilizando nuevos sistemas, por lo que crece la complejidad". Los atletas son trasladados a su terminal particular en autobuses que transitan por carriles cerrados al tráfico regular.

Inversión especial

La construcción de un área de facturación ad hoc se ha llevado buena parte de una inversión de 20 millones de libras (25,4 millones de euros) acometida para adaptar Heathrow a los Juegos de Londres. Esta zona ha sido ubicada en un aparcamiento cercano a la Terminal 4.

"Estamos trabajando para que nadie esté en las colas más tiempo del necesario", ha declarado Emma Gilthorpe, directiva de BAA, refiriéndose a esta prueba de fuego.

Además de los potenciales atascos y aglomeraciones en Heathrow, la otra gran preocupación de la familia olímpica reside en la gestión del equipaje. En este caso, las bolsas, maletas y equipaciones son recogidos de madrugada por los manipuladores de docenas de compañías aéreas en los sótanos de los edificios de la Villa Olímpica. La firma United Parcel Service asegura esta última operación.

Siete años de preparativos

Si Heathrow está viviendo jornadas de máximo tránsito, el metro de Londres no le va a la zaga. Según cálculos oficiales, el suburbano ha atendido a 60 millones de pasajeros durante los 16 días de Juegos Olímpicos, registrando un aumento del 30% sobre las cifras medias de los últimos años. Los preparativos para esta fecha especial vienen de muy atrás. "Hemos planificado estos días durante siete años para dar una despedida de la que todo el país pueda estar orgulloso", según el máximo responsable de BAA, Colin Matthews. La operación salida en Heathrow durará tres jornadas, tras lo que se desmantelará la terminal especial con 31 mostradores habilitada en el aparcamiento de la T4. Meses atrás pesaron dudas sobre el comportamiento de Heathrow y demás infraestructuras británicas para atender los Juegos. Incluso hubo una amenaza de huelga en el aeródromo londinense. A falta de un examen profundo, el mayor aeropuerto de Europa pasa con nota la que, junto a la seguridad, era la auténtica prueba de Londres en este verano de 2012.