Empresa auditora de las cuentas de la entidad

Deloitte avisó en octubre a Bankia de sus problemas

La empresa encargada de la auditoría de las cuentas de Bankia asegura que en octubre "pusieron sobre aviso" de la situación de la entidad a través de sus órganos internos.

La empresa Deloitte, encargada de la auditoría de las cuentas de Bankia y cuya negativa a firmar los resultados del año pasado precipitó la nacionalización de la entidad, informó el pasado mes de octubre de los problemas que atravesaba el banco, si bien niega responsabilizar del retraso en la adopción de medidas a ningún responsable, y en particular al entonces presidente del Comité de Auditoría, Ángel Acebes.

Fuentes de Deloitte han explicado hoy a Europa Press que, si bien es cierto que el pasado mes de octubre "pusieron sobre aviso" de su situación a la entidad, a través de sus órganos internos, en ningún caso entraron a prejuzgar ningún tipo de responsabilidad de la persona que en ese momento estaba al frente del Comité de Auditoría.

"Deloitte no acusa a nadie de nada. Nosotros en octubre, como se dijo en su momento, pusimos sobre aviso de la situación de Bankia, pero no estábamos acusando a nadie", han insistido las mismas fuentes.

Precisamente fue el rechazo de la empresa auditora a firmar las cuentas de Bankia lo que provocó la caída de toda su cúpula directiva, comenzando por su presidente, Rodrigo Rato, así como la nacionalización de la entidad y la revelación de pérdidas de más de 3.300 millones de euros en lugar de los beneficios que se habían declarado.