Utilizó publicidad engañosa para vender antidepresivos

Glaxo pagará 2.400 millones de euros en EE UU por fraude

La farmacéutica GlaxoSmithKline ha admitido que promocionó ilegalmente unos antidepresivos en EEUU. Se aviene a pagar una multa de 3.000 millones de dólares (2.400 millones de euros) y asume su culpabilidad

"El mayor fraude sanitario de la historia" de Estados Unidos. Es el apelativo que el Gobierno estadounidense utilizó ayer para definir el caso de la farmacéutica GlaxoSmithKline, que ayer admitió haber promocionado de forma ilegal unos antidepresivos, en concreto, Paxil y Wellbutrin y haber ignorado unas recomendaciones sobre las garantías para otro fármaco, Avandia, para la diabetes.

El presidente del laboratorio ha asumido los errores en un comunicado. La empresa se aviene a pagar 3.000 millones de dólares (2.400 millones de euros) de multa por este caso. La farmacéutica afirma en la nota que reconoce el pago de la cantidad, un millón en calidad de multa por delitos criminales y otros dos por delitos civiles. "Quiero expresar nuestro arrepentimiento y reiterar que hemos aprendido de los errores cometidos", declaró en la notificación Andrew Witty, el nuevo presidente de la farmacéutica. Witty recordó además que el fraude "se produjo en una era diferente para la empresa", cuando él todavía no estaba a cargo, pero "no pueden ser y no serán ignorados".

La resolución extrajudicial deberá ser ratificada ahora por un tribunal para poder cerrar definitivamente la batalla legal en la que las autoridades norteamericanas acusaron a la farmacéutica de violar las leyes sobre distribución y desarrollo de medicamentos.