Ofrecen mejores tipos de interés que los productos a más de un año

Los depósitos a corto plazo ganan la batalla de la rentabilidad

Desde hace más de un año, la necesidad de liquidez de la banca está provocando una lluvia de ofertas de productos. Sin embargo, en este momento los depósitos a corto plazo dan rentabilidades más atractivas que los que se comercializan a plazos más largos.

Dinero volando
Dinero volando

La lucha por la liquidez continúa. La guerra del pasivo desatada entre las entidades hace ya más de un año sigue provocando un aluvión de ofertas de productos. Desde pagarés hasta bonos para minoristas pasando siempre por los tradicionales depósitos a plazo fijo. Ante el cierre de los mercados mayoristas, todo vale para atraer al cliente.

Sin embargo, parece que está empezando a haber diferencias sustanciales en las ofertas de depósitos. Frente a la retirada de algunos productos o el recorte de los tipos de interés por parte de determinadas entidades se alza otra tendencia. Y es que las imposiciones a plazos más cortos ofrecen mejores rentabilidades que las que se comercializan a plazos más largos (hace unos meses lo habitual era encontrar depósitos a 12 meses con tipos de interés cercanos al 5% pero actualmente quedan muy pocos que den más de un 4%). Además, cuentan con una serie de ventajas: dan una sensación de mayor seguridad en un contexto de incertidumbre y permiten la recuperación del capital invertido en un breve periodo de tiempo.

En este momento, tal y como informan desde el portal de finanzas personales HelpMyCash.com, existen siete depósitos a seis meses (o menos) que ofrecen rentabilidades muy atractivas. En concreto, el Depósito Bienvenida de Oficinadirecta remunera un 4% TAE (Tasa Anual Equivalente) a seis meses a todo aquel que disponga de un importe mínimo de 5.000 euros. El abono de intereses es trimestral y se puede contratar hasta el 31 de julio. Está dirigido, eso sí, a nuevos clientes procedentes de otras entidades.

Citibank también cuenta con una suculenta oferta. La entidad vende su Depósito Rentabilidad II, que da una rentabilidad del 4% TAE a los que ya son clientes (con un importe mínimo de 15.000 euros) y un 3,75% a los que no lo son (con un mínimo de 30.000 euros). El plazo, en ambos casos, son seis meses y la liquidación de intereses se produce a vencimiento.

No muy lejos del 4% existen otras ofertas. Bancopopular-e comercializa hasta el 15 de julio su Depósito Top que renta un 3,75% TAE a seis meses para importes mínimos de 3.000 euros y máximos de 100.000 euros. Asimismo, ING Direct da un 3,60% con su Depósito Naranja a cuatro meses y Banco Espirito Santo remunera un 3,51% TAE con su Depósito BES a seis meses.

Por su parte, iBanesto ofrece su tradicional Depósito Azul que renta un 3,40% hasta el 1 de diciembre (a partir de esa fecha se remunerará al tipo base vigente de este producto que actualmente es del 1,30%) y Banco de Valencia vende el Depósito Dos + Cuatro al 3,213% TAE a seis meses (los dos primeros el nominal es del 3,50% y los cuatro restantes es del 3%).