Plan Nacional Integral de Turismo

Industria destina 1.800 millones hasta 2016 al Plan de Turismo

Impulsará la marca España, renovará los destinos maduros y homogeneizará las categorías de los hoteles.

Limpia, pule y da esplendor. El Plan Nacional Integral de Turismo aprobado el viernes en el Consejo de Ministros recoge las peticiones tradicionales de los sectores empresariales y, para su ejecución, las dota con 1.800 millones entre 2012 y 2016. La dotación se repartirá de tal modo que se pueda disponer de 438 millones este año, la misma cantidad en 2013, unos 460 millones en 2014 y otros 480 millones para 2015.

"El Plan Nacional Integral de Turismo será la herramienta del Gobierno para fijar las líneas maestras que buscarán mejorar la competitividad del turismo español", afirmó el ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria. Los pilares más destacados serán la mejora de la fortaleza de la marca España, el incremento de la actividad turística y de la generación de empleo de calidad y la renovación de los destinos turísticos maduros, entre otros. El Gobierno hizo hincapié en realizar una estrategia orientada al cliente; en la unidad de mercado, a través de la armonización de la legislación, y el fomento de la colaboración público-privada.

"Este plan tiene como fin mejorar la competitividad del sector turístico para que este sea motor de impulso y uno de los sectores sobre los que se asiente la recuperación económica del país", dijo Soria.

El plan consta de 28 medidas y 104 acciones y ha sido elaborado en los últimos seis meses por la Secretaría de Estado de Turismo, con la aportación de las comunidades, las organizaciones empresariales, los sindicatos y demás representantes del sector.

En cuanto a medidas más concretas, el ministro destacó favorecer una mayor rentabilidad de la actividad turística a través de la captación de una mayor cuota de cliente internacional, mejorar el posicionamiento fuera de España pero a la vez "estimular la demanda nacional", la corresponsabilidad público-privada en la ejecución de las iniciativas y mejorar la desestacionalización del turismo.

Respecto a la renovación de los destinos maduros, Soria apuntó que "durante 45 años, España ha desarrollado el sector del turismo de manera exitosa pero, mientras hay lugares que están modernizados y al día, "hay otros que se han quedado obsoletos y hay que impulsar su cambio". Apuntó que se van a aprobar líneas de crédito favorable para la renovación de infraestructuras.

Además, se trabajará con las regiones para homogeneizar las normativas referentes a la actividad turística y las categorías hoteleras, para lo que será necesario "impulsar y liderar un proceso de coordinación interdepartamental a distintos niveles territoriales de cara a simplificar la regulación".