Está destinada al consumo infantil

Una Coca-Cola sin cafeína tamaño avión

Coca-Cola ha lanzado una mini lata de su variedad sin cafeína. Su objetivo, relanzar su consumo doméstico entre los niños. Si tiene éxito, lo ampliará a otras variedades del refresco.

Coca-Cola sin cafeína mini
Coca-Cola sin cafeína mini

Una Coca-Cola sin cafeína más pequeña, del mismo tamaño que aquéllas que se consumen en los aviones. La multinacional estadounidense ha dado una nueva vuelta de tuerca a su estrategia de marketing y lanza al mercado una "mini lata" de sólo 150 ml destinada sobre todo a los niños. O mejor dicho, "a las madres que compran estos productos para que los consuman sus hijos", explican fuentes de la compañía.

Coca-Cola España asegura que con este lanzamiento trata de llegar a un mayor número de hogares. "Tratamos de hacer un esfuerzo para acomodarnos a un tipo de consumidor que sobre todo toma Coca-Cola sin cafeína en casa", matizan. Y, si triunfa, este formato podría llegar a otras variedades del popular refresco. "No es fácil porque hay que adaptar la producción y la logística a este formato, pero veremos si merece la pena extenderlo a otro tipo de consumidores porque no vamos contra otros formatos, sino a consumidores que hasta ahora no compraban este tipo de Coca-Cola", afirma la empresa.

La mini Coca-Cola sin cafeína se comercializará en un formato multipack de 12 latas. "El precio dependerá de lo que elija cada distribuidor, cada gran superficie, pero siempre estará por debajo del formato estándar", confirma la empresa.