Bankia: claves para el inversor y el cliente

Los depósitos, garantizados hasta 100.000 euros

La noticia de que Bankia iba a ser intervenida hizo que muchos pequeños ahorradores que han confiado su dinero a la compañía se dejarán llevar por el pánico. Algunos, recelosos por lo que iban conociendo, decidieron acudir a las oficinas para preguntar por su dinero. Sin embargo, a pesar de la confusión reinante en los primeros momentos, los ahorradores pueden tranquilizarse ya que la inyección de dinero procedente de fondos públicos así como el cambio de la cúpula directiva no tiene efecto en los depósitos.

Hasta el momento, en ninguna de las entidades intervenidas los depósitos han sufrido consecuencias, convirtiendo la ayuda estatal en la opción más segura para los que han fiado su dinero a la compañía.

Los ahorradores con depósitos en Bankia tendrían al Fondo de Garantía de Depósitos cubriéndoles las espaldas. En caso de liquidación, estarían garantizados hasta 100.000 euros por cliente, bien sea persona física o jurídica. Es más, a la hora de la verdad, en todos los precedentes ni si quiera se ha hecho uso del FGD. Absolutamente todos los depositantes han conservado su dinero.

Pero Bankia, en cualquier caso, es un gigante. Cuenta con un total de 115.645 millones de euros en depósitos de la clientela según figura en sus cuentas anuales consolidadas de 2011. De esta cifra global, la entidad desglosa la parte de clientes no completamente cubiertos por el FGD, que alcanza los 51.214 millones.