La Bolsa pierde un 12,45% en abril, lastrada por los recelos hacia la banca

Las dudas sobre España dejan el peor saldo mensual del Ibex en año y medio

La presión sobre España no cesa. Las dudas sobre la efectividad de la batería de ajustes aprobada por el Gobierno de Mariano Rajoy y los recelos sobre el sector bancario han pesado como una losa sobre la Bolsa. El Ibex cierra abril con una pérdida del 12,45% (ayer bajó un 1,89%), la mayor caída desde noviembre de 2010, y se sitúa en 7.011 puntos. La prima de riesgo está en 411 puntos básicos.

La urgencia por buscar una solución a los problemas de saneamiento de la banca, una vez que ha quedado de manifiesto que la última reforma financiera resulta insuficiente, han vuelto a pesar sobre el mercado español, que ayer cerró otra jornada en números rojos. El Ibex 35 se dejó un 1,89% y queda en 7.011 puntos, tras encajar la decisión de S&P del jueves de recortar el rating a la deuda soberana española y la de ayer de rebajárselo a 11 entidades, entre las que se encuentran Santander, BBVA, Sabadell, Bankinter o Cívica. Además, la agencia situó en perspectiva negativa a otras cinco, como Bankia, La Caixa o Popular. S&P alerta del riesgo de que hayan aumentado "su dependencia de las fuentes de financiación oficial".

El Ibex despide abril con una caída del 12,45%, la mayor desde noviembre de 2010, y prácticamente iguala las pérdidas sufridas en todo 2011, cuando bajó un 13,11%. En el año, el selectivo de derrumba un 18,16%. En Europa, los descensos mensuales han sido más moderados: Fráncfort cede un 2,67%, París, un 6,1% y Londres, un 0,53%.

"Considerando los niveles a los que están tanto las acciones como la deuda de los bancos, la aportación de capital de Europa (en referencia al fondo de rescate) y la creación de una sociedad de liquidación que agrupe los activos tóxicos ahora en el balance de las entidades podría propiciar un rebote y ser un primer paso, pero no suficiente como para que vuelva a fluir el crédito a la economía", señalan desde Sabadell. Ayer, el ministro de Economía, Luis de Guindos, insistía en que no se pedirán ayudas para recapitalizar la banca al fondo de rescate, al mismo tiempo que auguraba más fusiones bancarias "en los próximos días".

S&P rebaja el rating a 11 entidades españolas y pone en perspectiva negativa a otras cinco

No obstante, el sector financiero no es el único estigma de los mercados españoles. El pésimo balance de abril también se explica por el suspenso dado por los inversores a los ajustes que ha aprobado el nuevo Ejecutivo. Muchos analistas temen que la magnitud de los recortes de gasto termine por estrangular el crecimiento. El PIB del primer trimestre ha bajado un 0,3% y la previsión para el conjunto del año es de una contracción del 1,7%.

Un debate que ha transcendido fuera de España con motivo de las elecciones francesas y el posible relevo en la presidencia. El socialista François Hollande se perfila como favorito frente a Nicolas Sarkozy, actual aliado en las tesis de control del gasto y pacto fiscal defendidas por la canciller alemana Angela Merkel, en detrimento de medidas de estímulo que fomenten el crecimiento. El próximo domingo se celebra la segunda vuelta de los comicios, cuyo resultado podría marcar el rumbo de los mercados.

Los expertos destacan que el castigo recibido es ya muy elevado. De hecho, Sacyr ha bajado un 40,2% en abril; ACS, un 27,8%; Repsol, afectada por la expropiación de su filial argentina, un 23,1%, y FCC, un 22,9%. Entre los bancos, Santander y Bankinter caen más de un 14% y BBVA y Sabadell un 12,6%.

"A estos niveles el potencial a la baja de la Bolsa española es menor porque las expectativas de beneficio no son tan malas pero hasta que no se vean mejoras en la tasa de mora, déficit, flujos de crédito o sector inmobiliario el dinero extranjero no va a venir ", comenta Pablo García, director general de Carax-Alpha Value. "El único catalizador a corto plazo es que el BCE reactive las compras de deuda soberana en el mercado secundario", añade. Para Félix González, socio director de la EAFI Capitalia Familiar, "la evolución de la Bolsa en el próximo mes va a depender mucho de cómo se resuelvan las elecciones en Francia y Grecia. El nivel de los 6.700 puntos para el Ibex es clave. Hay que ver si se convierte en un soporte válido o no".

otros factores

Subastas de deuda. El Tesoro español emitirá este jueves bonos a tres y cinco años. Será la primera subasta después de que S&P recortara el rating de la deuda soberana española el pasado jueves. En total, espera captar entre 1.500 y 2.500 millones de euros.

Negocio en mínimos. El carácter semifestivo de la jornada redujo ayer la cifra de negocio. Se contrataron títulos por 1.292 millones, frente a una media diaria en abril de 3.517 millones. El negocio ha bajado un 20% respecto al mismo mes de 2011 y se convierte en el peor abril desde 2004.

Euro. La moneda europea se ha movido en un estrecho rango frente al dólar estadounidense. Ayer cotizó a 1,322 dólares por euro, lo que supone un descenso del 0,2%. Comenzó el mes de abril en 1,334, después de caer a mínimos de 1,266 a mediados de enero.

La cifra

411 puntos es el nivel alcanzado por la prima de riesgo española. Comenzó el mes en 356. La italiana ha pasado de 332 a 386.