Los números rojos en 2011 superan las previsiones

La acción de Hochtief cae un 6% en Bolsa, castigada por los resultados

Los títulos de Hochtief -participada por la española ACS- han bajado un 5,81% este lunes en la Bolsa de Frankfurt, después de que la compañía haya anunciado que cerró el ejercicio 2011 con una pérdida neta de unos 160 millones de euros, por encima de los 'números rojos' de 100 millones inicialmente estimados.

La empresa perdió en la primera sesión de la semana la cota de los 50 euros por acción. Al cierre cotizaba en 48,07 euros tras cotizar durante la jornada entre un mínimo y un máximo de 47,51 y 50,12 euros por acción. ACS, de su lado, bajó un 2,17% y cerró en 22,805 euros por acción en la Bolsa de Madrid, en una sesión en la que el Ibex 35 perdió un 1,6% y cerró con la práctica totalidad de sus valores en rojo.

En cuanto a Hochtief, explicó que la "buena marcha de su actividad" no pudo compensar las pérdidas aportadas por su filial australiana Leigthon, que cifró en 89 millones euros. Esta sociedad se vio afectada el retraso que acumulan dos grandes proyectos de infraestructuras que desarrolla en Australia.

Hochtief también registró el impacto de las indemnizaciones pagadas a los ejecutivos que dejaron la compañía el pasado año, que supuso un gasto de 35 millones de euros. Además, la compañía alemana reveló que su filial de concesiones acusó la devaluación de varios proyectos de autopistas que tiene en Grecia y Chile, que supuso un impacto de otros 90 millones de euros.

Como consecuencia de todos estos factores, Hochtief adelantó que el resultado de 2011, que prevé publicar el próximo 29 de febrero, arrojará una pérdida operativa de 130 millones de euros y una pérdida neta consolidada de 160 millones de euros.

Pese a ello, el grupo mantiene sus "buenas perspectivas" para el ejercicio 2012, si bien reconoce que el beneficio de este año será inferior al récord que se anotó en 2010, de 546 millones de euros.