Olores exclusivos y personalizados

Perfumes a la carta

Los recuerdos, buenos y malos, casi siempre están asociados a un olor, a una fragancia. Es por eso que el aroma de cada persona es casi único, porque al olerlo siempre lo vamos a relacionar con ella.

Frascos de perfume
Frascos de perfume

Los perfumes son uno de los regalos mas socorridos y que más gusta recibir, eso bien lo saben las marcas más prestigiosas que año tras año eligen las caras más conocidas como imagen de sus nuevas fragancias, y se gastan unas cifras desorbitadas en sus campañas publicitarias. Campañas publicitarias, dignas ganadoras de un Oscar.

Pero a la hora de hacer un regalo original y exclusivo en lo último que pensaríamos es en un perfume, que por muy bien que huela, o por mucha Scarlett Johansson que lo anuncie, no deja de ser una fragancia que llevan millones de mujeres en el mundo.

Pero todo cambiaría si esa fragancia fuese única, exclusiva, personalizada. Pues bien, esto es posible, y además es el último grito.

Son varias las empresas que se encargan de fabricar perfumes "a medida". My DNA Fragance elabora las fragancias personalizadas a través del ADN de cada cliente. ¿Qué hay más único y exclusivo que el ADN?

En España, es L'Atelier del Perfume la perfumería que mejor representa esta novedosa forma de negocio: crear perfumes personalizados.

¿Pero cómo es posible crear una fragancia para una persona en concreto, y que además se sienta identificada con ella? Esto es posible gracias a entrevistas personalizadas con cada cliente en las que se estudia su aspecto. A la hora de la elaboración de un perfume de estas características, L'Atelier del Perfume, tiene especialmente en cuenta la edad y el aspecto físico de la persona a la que va a ir dirigida esa fragancia. Se la clasifica en el tramo de edad correspondiente (25-30, 30-40 ó más de 50 años), se examina su aspecto (deportivo, clásico, sofisticado...) y se anota su color de ojos, entre otra cosas.

Una vez que tienen "clasificado" al destinatario de la fragancia, se pasa a la parte práctica, en la que se le hace oler al cliente una serie de fragancias, conforme a las distintas fragancias olfativas (florales, frescas, especiadas...) para determinar el gusto personal.

Con estas notas, los perfumistas de L'Atelier del Perfume se ponen manos a la obra en busca del olor perfecto. Las esencias seleccionadas se recogen de la ciudad francesa de Grasse, conocida como la capital del perfume.

El cliente recibe en su casa, o en su tienda más cercana, de dos a cinco propuestas distintas de fragancias, aproximadamente, para que las use, las introduzca en su entorno y elija aquella con la que más se identifique.

Además de ser un regalo original, también es económico. Los precios de los perfumes personalizados, presentados en botes de 100 ml están entre los 50 y los 70 euros. Si lo que el cliente desea es un perfume exclusivo y, por tanto, más elaborado, los precios aumentan ligeramente, rondando los 75 euros. El perfil de este tipo de cliente es de una mujer que quiere sentirse especial y llevar una fragancia que no sea usada por nadie más. Este perfume contará con un certificado de exclusividad, y su composición química permanecerá guardada en la base de datos de la empresa, con la garantía de que nadie más llevará ese aroma.