Un 82,6% menos que la semana anterior

El BCE minimizó la compra de deuda soberana hasta 635 millones

La autoridad monetaria rebajó el volumen de compras a su nivel más bajo desde que recuperara el programa de adquisición de deuda soberana, con 635 millones durante la semana pasada.

Mario Draghi lo avisó desde el primer día en que tomó posesión de su cargo como presidente del Banco Central Europeo. La compra de deuda soberana es una medida temporal para aliviar la crisis de deuda. Y por el volumen adquirido la semana pasada, parece que empieza a replegar posiciones.

Los 635 millones de euros absorbidos la semana pasada significan la menor cantidad desde que el BCE reactivara el programa de compra de deuda soberana (SMP por sus siglas en inglés). Una cifra mínima comparada con los más de 3.600 que adquiró durante la semana anterior, y ridícula frente a los 8.500 de hace tres semanas.

La autoridad monetaria reactivó el SMP durante la semana del 8 al 12 de agosto, en la que adquiró 22.000 millones de euros, coincidiendo con los momentos más límite de la crisis de deuda soberana. Desde entonces no ha dejado de utilizar esta herramienta para aliviar las tensiones de deuda, especialmente de España e Italia. Hasta ahora, el nivel más bajo se situaba en 2.243 millones, cantidad minimizada con los datos conocidos hoy.