Cierre

Las Bolsas están desquiciadas

Cierre muy negativo en la sesión final de la semana en Europa.

Y es que las bolsas están desquiciadas al tener que soportar el caos político que reina en Europa y que genera una volatilidad insoportable para cualquiera, incluso para los operadores más avezados.

Parecía que si Grecia retiraba el referendum, algo que finalmente ha hecho volvería la tranquilidad, pero no ha sido así.

Estas serían las causas del mal día que hemos tenido.

1- Las declaraciones de Merkel reconociendo que casi del G20 está dispuesto a ayudar en el fondo de rescate europeo.

2- Las declaraciones de Berlusconi diciendo que el FMI le ofreció fondos y que el los rechazó, además dice que no necesitan nuevo gobierno y que no dimite.

3- El caos político total que vive Grecia, donde ya nada es seguro, con altas posibilidades de salir del euro, a pesar de que el ministro de finanzas dice que se retira el referendum. Esta noche votarán una moción de confianza.

4- Un dato de empleo que aunque era bastante neutral se ha considerado como algo débil. Todo ello en EEUU.

5- El desplome del broker Jefferies de casi el 7% en EEUU, y su situación empieza a asustar a los operadores.

6- Los comentarios de que a partir de ahora el FMI controlará a Italia sus cuentas trimestrales. Lo que da sensación de que el país no está bajo control (y no lo está, como no lo está el nuestro)

En suma, difícil lo tienen las bolsas ante el caos en Grecia, donde todo puede suceder, incluso su salida del euro tarde o temprano, de hecho cada vez parece más posible, a pesar de la retirada del referendum, y ante el ya claro contagio a Italia que lucha a diario con spreads y rentabilidades de su deuda insostenible. Y lo que está claro es que Italia si que no puede caer, así que ya veremos como termina todo esto.

Desde el punto de vista técnico, la situación es confusa en el futuro del mini que al final se ha quedado un poco en tierra de nadie, y hay que esperar a ver qué cae primero. Lo curioso es que hay que recordar que al cierre del miércoles las instituciones seguían sorprendentemente compradoras.

Por encima de la zona 1.290-1.300, el futuro del mini sería muy alcista. Posibilidades por encima como poco de un 5 % más de subida.

La media de 100 le está sirviendo de soporte, damos filtro hasta 1.200, y por debajo sería muy bajista.

Hay que tener en cuenta que en la caída de días pasados, por muy aparatosa que haya sido, en realidad no ha hecho más que retroceder un 38,2% de Fibonacci de toda la subida anterior, que no es nada. Por lo tanto, siendo ortodoxos, seguiría en vigor la tendencia alcista iniciada a primeros de octubre, y simplemente estaríamos en zona turbulencias originada, como casi siempre, por la llegada a la media de 200, nivel que originó la corrección. Es lo normal, este nivel es realmente muy difícil pasarlo a la primera. ¿Qué todo esto parece sorprendente en una situación macro complicada? Pues sí, pero ya hemos visto muchas veces fuertes desconexiones, así que miremos el gráfico. De momento no se ha deteriorado demasiado, tras aguantar en esa media de 100 y ese retroceso coincidente de Fibonacci del 38,2%. Además repito con instituciones que siguen compradoras, es decir que acertaron la subida previa, y aún no ve las cosas feas para vender. Esto no es el santo grial, pero hay que tenerlo en cuenta.