Elecciones 20-N

El PP llevará a ocho alcaldes como cabezas de lista al Congreso

PP y PSOE han afrontado la composición de sus listas para las elecciones del 20-N con distintos criterios a la hora de fijar incompatibilidades entre cargos. Los populares no han establecido una prohibición en esa materia, lo que le ha permitido presentar hasta ocho alcaldes y portavoces municipales como cabezas de lista al Congreso. Se trata de los regidores de Ciudad Real, Guadalajara, Tarancón, Cádiz, Montilla, los portavoces populares en Zaragoza y Tarragona y el presidente de la Diputación de Toledo.

El artículo 7 de los estatutos del PP establece que la condición de diputado es incompatible con la de alcalde, aunque también se establecen excepciones, aprobadas por el Comité Ejecutivo Nacional. En la anterior legislatura se produjeron dos excepciones, que permitieron al alcalde de Burgos, Juan Carlos Aparicio, y a la alcaldesa de Cádiz, Teófila Martínez, compatibilizar sus cargos con el de diputados.

Por su parte, el candidato socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha pedido que no haya alcaldes en las candidaturas del PSOE y que todos aquellos que ostenten esa doble condición dejen la alcaldía antes de que se presenten las listas a las Juntas Electorales. "Un político, un cargo" fue la premisa expuesta por Rubalcaba durante la presentación de la medida.

Este mensaje fue trasladado con anterioridad a las agrupaciones encargadas de confeccionar las listas, por lo que muy pocos alcaldes se verán forzados a dejar su cargo. Se trata de los regidores socialistas de Benalup-Casas Viejas (Cádiz), Isla de Arousa (Pontevedra) o Albaida del Aljarafe (Sevilla).